Invincible – Capítulo 284 – Secta del Veneno Santo

¿Dos mujeres de la Familia Cui? Esta frase llamó la atención de Huang Xiaolong.

“Jeje, nuestro Joven Señor tiene a la diosa de la fortuna sonriéndole esta noche, una joven y una mayor, un par de bellezas, y puedo decir que la joven aún es virgen, ¡va a ser muy divertido jugar con ella!” La voz añadió un tinte de emoción.

Dos voces ahogadas que resonaban con una risa sucia sonaron en la noche, alejándose gradualmente.

Una luz brilló en los ojos de Huang Xiaolong.

Las dos mujeres de la Familia Cui, sin duda, se refirieron a Cui Li y su joven tía. El mundo era tan vasto, con muchas personas con el mismo apellido, pero Huang Xiaolong creía que esto era demasiado una coincidencia.

Escuchando la conversación de los dos hombres por un tiempo, Huang Xiaolong desapareció de su habitación en un parpadeo. Aunque no era su principio ser entrometido, tampoco estaba en su carácter el ignorar que algo sucedía justo en frente de él.

Detrás de las dos personas, Huang Xiaolong llegó a un pequeño patio abandonado ubicado en uno de los rincones más apartados de la Ciudad Imperial del Sable. Ambos hombres fueron vistos ingresando al pequeño patio.

Vacilando brevemente, Huang Xiaolong los siguió en silencio, sujetándose al techo cuando se oyeron ruidos de enfado y de batalla. Miró hacia abajo.

En el patio de abajo, cuatro personas estaban peleando, dos de ellos eran las personas a las que seguía, mientras que los otros dos eran Cui Li y su joven tía. Sin embargo, las otras tres personas con Cui Li y su joven tía durante el día no se veían por ninguna parte.

Huang Xiaolong observó a los dos hombres agitando sus manos y dos sombras negras salieron volando, en el siguiente instante, Cui Li y la otra mujer se desmayaron y cayeron al suelo. Sucedió demasiado abruptamente y fue demasiado tarde para detenerlo. Después de esa pequeña sorpresa, se centró en las sombras negras y las vio regresar volando a las manos de los hombres. Debajo de la luz de la luna, se revelaron dos pequeños insectos negros parecidos a gusanos, con caparazones negros como la tinta que reflejaban la luz de la luna y pequeños ojos verdes y brillantes.

¡Escarabajos Venenosos Negros! Huang Xiaolong estaba asombrado.

Los Escarabajos Venenosos Negros eran una variante de los escarabajos tóxicos. Si es mordido, todo el cuerpo sucumbiría a una parálisis adormecedora, mareos e incluso desmayos, que durarían una hora. Sin el antídoto, la carne de la víctima se descompondría y se pudriría, con un dolor tan insoportable que la muerte se sentiría como misericordia. No esperaba que estos dos hombres realmente criaran este tipo de Escarabajos Venenosos Negros.

En el otro lado, los dos hombres guardaron los Escarabajos Venenosos Negros y se acercaron a las dos mujeres en el suelo, riéndose perversamente, con los ojos vagando por todos sus cuerpos.

Bajo la suave luz de la luna, las dos mujeres parecían más atractivas y hermosas. El alto aumento de sus curvas de tez blanca emanaba una tentación inexplicable, despertando un anhelo en los corazones de los observadores.

“No es de extrañar que el Joven Señor nos haya ordenado que no matemos a estas dos mujeres.” Uno de los hombres habló con lascivia. “Incluso yo no tengo el corazón para herir a estas dos preciosas pequeñas bellezas.”

El otro hombre se puso en cuclillas al lado de la joven tía de Cui Li, sus manos rozaron cruelmente su pecho antes de amasarlos con ganas, comentando: “Muy grandes, buena textura también, muy cómodos.” Sus manos se deslizaron mientras decía eso, planeando explorar la región inferior

“Es suficiente, el Joven Señor quiere a estas dos mujeres, tenemos que llevárselas lo antes posible. De lo contrario, si el Joven Señor se entera de esto, conoces sus métodos.”

Solo entonces el hombre detuvo sus acciones.

“Ten la seguridad, una vez que el Joven Señor se canse de ellas, nos las recompensará, puedes jugar al contenido de tu corazón en ese momento.” Ambos se movieron para cargar a las dos mujeres, queriendo abandonar el patio.

Justo cuando se preparaban para llevárselas, una sombra se movió y apareció una persona adicional de pie en frente de ellos.

“¡¿Quién?!” Viendo a una persona inesperada que aparecía repentinamente frente a ellos, los dos hombres se alarmaron, ambos ladraron amenazadoramente al mismo tiempo.

Huang Xiaolong miró fríamente a los dos hombres: “Saquen el antídoto.”

Los hombres intercambiaron una mirada en silencio. Uno de ellos estalló en una risa burlona. “​Niño, estás siendo demasiado entrometido en los asuntos de los demás. Debes saber que las personas entrometidas no tienen un buen final.”

“¿En serio?” Los ojos de Huang Xiaolong se volvieron helados.

Ambos hombres se movieron de repente, agitando sus manos, y dos diminutas sombras negras salieron disparadas en dirección a Huang Xiaolong.

Al ver esto, Huang Xiaolong se burló, los Sables de Asura aparecieron en sus manos y cortaron limpiamente. Ambos sables cortaron el aire y se escucharon sonidos metálicos mientras se producían dos diminutas chispas que emitían agudos chillidos. Dos Escarabajos Venenosos Negros cayeron, aterrizando a unos centímetros de los pies de Huang Xiaolong, ambos fueron cortados a la mitad por sus sables.

“¡¡Tú!!” Viendo a su Escarabajo Venenoso Negro dividirse en dos, ambos hombres se enfurecieron y se sobresaltaron.

“¡Niño, realmente te atreviste a matar a los Escarabajos Venenosos Negros de nuestra Secta del Veneno Santo!” Bramó un hombre, mientras que la silueta de su camarada parpadeó, su mano sostenía una espada larga apuntando a los ojos de Huang Xiaolong. Debajo de la pálida luz de la luna, el borde de la espada brillaba con un verde opaco, era evidente que estaba salpicada con veneno tóxico.

Huang Xiaolong permaneció inmóvil mientras miraba la punta de la espada acercándose a él. Cuando el atacante estaba a centímetros de él, su figura se balanceó hacia un lado, dejando que la espada apenas rozara su piel mientras los Sables de Asura en sus manos giraban, cortando la garganta del hombre.

Todas las acciones se detuvieron. La espada larga cayó al suelo mientras las manos del hombre se aferraban a su propio cuello, lleno de horror y desesperación, sintiendo que la sangre caliente salía a borbotones, filtrándose a través de sus dedos. Momentos después, cayó al suelo.

Estos dos hombres no eran débiles, ambas eran Xiantian de Cuarto Orden, uno de ellos incluso era un Xiantian en la etapa tardía del Cuarto Orden. Aun así, ante Huang Xiaolong, todo era humo.

“¡Tú, tú …!” Viendo a Huang Xiaolong matar a su camarada en un abrir y cerrar de ojos, lo miró horrorizado, sus pies retrocediendo, la voz tartamudeando: “Te lo ruego, no me mates, soy…” Su voz se cortó aquí cuando una luz fría brilló sobre su cuello, dejando atrás un agujero ensangrentado en su garganta.

Huang Xiaolong miró con frialdad al hombre caer al suelo. Guardando los Sables de Asura, buscó en ambos cuerpos y encontró dos botellas de jade. Las abrió, olfateó y determinó que contenían el antídoto requerido.

Aparte de los antídotos, también encontró dos manuales de técnicas secretas. Un rápido vistazo a ellos le dijo a Huang Xiaolong que uno era el método de crianza de Escarabajos Venenosos Negros y que el otro era una habilidad de batalla de ataque venenoso.

Todo fue colocado en su Anillo de Asura. Solo cuando estuvo hecho, se acercó a las dos mujeres, abriéndoles la boca y vertiendo el antídoto dentro. El antídoto funcionó casi inmediatamente, no les tomó mucho tiempo a ambas mujeres recuperar el conocimiento.

“¡Huang, Xiaolong!” Cuando Cui Li abrió los ojos, la cara de Huang Xiaolong entró en su visión, aparte de la sorpresa, había un indicio de felicidad en su voz.

“¡Li Li!” Exactamente en este momento, sonó un grito de enojo. En el siguiente momento, una figura lanzó un ataque contra Huang Xiaolong, una espada afilada de doble filo se balanceó sobre la espalda de este último: “¡Suelta a Li Li!”

Huang Xiaolong frunció el ceño y llevaba una expresión de disgusto en su rostro, pero aun no esquivó, liberando una esfera de qi a su alrededor, haciendo rebotar el ataque y al atacante que no era otro que uno de los tres hombres en el grupo de Cui Li durante el día. Estaba claro que había malinterpretado la situación, pensando que quería hacer algo indecoroso con ambas mujeres, a juzgar por la escena en la que llegó.

Los otros dos hombres también ingresaron al patio momentos después.

“Espera, Hermano Mayor Duojie, ¡él nos rescató!” Gritó Cui Li cuando ese joven quería lanzar un segundo ataque contra Huang Xiaolong. El joven quedó atónito y buscó la confirmación de la joven tía de Cui Li. Ella asintió con la cabeza.

“¡Hmph!” Cui Duojie resopló desdeñosamente. “Aunque este chico las salvó, ¡¿quién sabe a ciencia cierta si él no estuvo confabulado con esa gente de la Secta del Veneno Santo desde el principio?!”

Cui Li se levantó frente a Huang Xiaolong. “Xiaolong, lo siento, Hermano Duojie, él…”

Antes de que Cui Li pudiera terminar sus palabras, Huang Xiaolong simplemente miró al joven, dio media vuelta y se fue.

Viendo la silueta de Huang Xiaolong, sus ojos se volvieron rojos. Una lágrima cayó…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s