WMW – Capítulo 474 – Obstrucción y Emboscada

“¡Muchas gracias!” Leylin sonrió ampliamente mientras expresaba su gratitud.

Freya tiró del brazo de Leylin mientras se movían para sentarse en un largo sofá. Las cejas de Leylin se fruncieron, pero no tomando en serio esas acciones íntimas.

“¿Para qué me pediste exactamente que viniera aquí?” Leylin pensaba que Freya no era de las que lo buscaban por un pequeño asunto: Miranda sería más probable que lo hiciera.

Una vez que se mencionó un tema serio, todas las otras expresiones desaparecieron del rostro de Freya cuando se volvió solemne. “¿Conoces los eventos relacionados con el Mundo del Purgatorio?”

“¡Hasta donde yo sé, los Ancianos parecen haber adquirido algunas pistas, y ahora deberían estar buscando las coordenadas específicas!” Dijo Leylin con una expresión igualmente estricta.

“En realidad, la búsqueda casi ha terminado. ¡De acuerdo con el plan de mi Maestra, me temo que todos tendremos que ir al cuartel general para participar en los experimentos!” Añadió Freya, sonriendo amargamente.

“¡Es una responsabilidad que no podemos eludir!” Leylin parecía solemne.

“Es sólo que… tengo un mal presentimiento sobre esto…” La preocupación apareció en el rostro de Freya. “Incluso en la era antigua, el Mundo del Purgatorio era un mundo tremendamente poderoso, así que ¿cómo es posible que fuera tan fácil de encontrar? Incluso si se encuentra, ¿cómo alguien podría ir más allá de los protectores para entrar?”

“Estoy seguro de que los mentores ya han considerado estas preguntas…” Leylin consideró sus propias palabras mientras hablaba.

“¡Bueno, eso espero!” Freya exhaló un largo suspiro, y de repente recordó otra cosa: “En estos días, el mundo exterior no parece estar en paz; debes tener cuidado. Esto es para ti…”

Freya empujó una caja hacia Leylin. Leylin la abrió para encontrar numerosos cristales brillantes y translúcidos colocados ordenadamente en su interior.

“¿Cristales de fuerza espiritual? ¿Aquellos a los que se les han quitado completamente las marcas?”

Leylin fue tomado por sorpresa. Un Mago de la Fase de Cristal podría naturalmente almacenar y preservar su propia fuerza espiritual cristalizada, y dejar estos cristales para uso futuro.

Pero para que apareciera un color tan puro, Freya no sólo arrasó toda su fuerza espiritual dentro de sus cristales, sino que también eliminó todas sus huellas espirituales.

Para un Mago de la Fase de Cristal, esto no era diferente de reducir su propia fuerza espiritual. Aunque no era imposible reponerlos, seguía siendo extremadamente problemático.

Tales cristales con sus marcas removidas podrían ser dados a otros Magos de la Fase Cristal para que los usen, y podrían reponer rápidamente la fuerza espiritual. Eran tesoros raros, y siempre habían sido un recurso de primera categoría que solo circulaba entre los Magos de la Fase de Cristal.

Para Freya, alguien que acababa de avanzar a la Fase de Cristal, este regalo era extremadamente precioso de dar.

Freya detuvo a Leylin antes de que pudiera decir algo. “No lo rechaces, esto es lo que te mereces. Todavía tengo que agradecerte por los cristales de línea de sangre de la última vez…”

Leylin se quedó callado por un rato, pero finalmente, logró hablar para expresar su gratitud. “Gracias… gracias…”

……

Un negro carruaje de caballos salió lentamente de la puerta principal del Antiguo Castillo de la Serpiente de Sangre

Dentro del magnífico carruaje estaba sentado Leylin. Estaba mirando la caja en su mano, una amarga sonrisa en su cara.

“Ella es muy considerada…” Él suspiró ligeramente. Durante este período de crisis desconocida, Freya todavía podía recordarlo. Este pensamiento condujo inevitablemente al corazón de Leylin a revolotear.

“¡En el futuro, si tengo los medios, definitivamente te ayudaré!” Leylin decidió firmemente en su mente.

“¿Estás seguro de que el objetivo está dentro?”

No muy lejos, había temblores en la superficie del suelo. Dos sombras vestidas de amarillo aparecieron. “¡Está confirmado, dentro de ese carruaje está el Marqués del Clan Ouroboros, Leylin!”

La otra figura tenía una voz áspera.

“Jeje… este es el Mago al que el Cazador de Demonios le puso un alto precio… ¡Y tiene una fuerza en la Fase Líquida!” La persona que habló primero inmediatamente se rió fríamente.

“Ya está todo preparado. Una vez que nuestro objetivo entre en la emboscada, entraremos inmediatamente en acción.” Había una pizca de sed de sangre en esa voz áspera.

“¡¿Hmm?!” Leylin, que estaba descansando en el carruaje, abrió abruptamente los ojos, revelando una sonrisa descarada.

“¿Alguien quiere atacarme?” Aunque no había oído la conversación entre las dos sombras, la detección del Chip de IA mostró claramente que, en el bosque no muy lejos, había una trampa.

Aunque la otra parte ya había establecido cuidadosamente tres capas de formaciones de hechizos que ocultaban el aura, desde el punto de vista de Leylin, estas formaciones de hechizos eran como tamices llenos de agujeros.

Especialmente la radiación de los Magos ocultos en su interior, que era tan obvia como una antorcha encendida en la noche.

“¡Julian!” Llamó en voz baja.

“¿Qué ocurre, Señor Marqués?” Contestó inmediatamente el cochero de fuera.

“¡Mantén la velocidad, hay un grupo de amigos delante de nosotros esperando un saludo!” Leylin habló en voz baja, y estaba seguro de que el Mago ya había entendido lo que quería decir…

“¡Sí, Mi Señor!” Al escuchar esta noticia, la voz de Julián era siempre tan firme, como si no estuviera preocupado en lo más mínimo.

El gran carruaje de caballos avanzaba a una velocidad constante, moviéndose por la carretera junto al bosque, como si no estuviera para nada preocupado.

Una bola de fuego amarilla resonó cuando se estrelló contra ellos, arruinando las paredes del carruaje y haciendo que se rompiera. El surco gigante y las ruedas del carruaje salieron volando.

Una nube de humo se elevó justo fuera del área, aislando este pedazo de tierra del resto del mundo.

Unos pocos hombres vestidos de negro se abalanzaron inmediatamente sobre el carruaje. Uno de ellos sostuvo un enorme martillo en alto, y lo estrelló directamente contra el carruaje.

La tierra retumbó mientras el enorme martillo aplastaba despiadadamente los restos del carruaje y creaba una gigantesca fosa, como si fuera un terremoto que enviaba extrañas ondas.

“¿Eh? ¿No hay nadie?” La persona que hablaba era alguien con la voz de un niño y el cuerpo de un niño de siete u ocho años. Sin embargo, estaba sosteniendo un martillo que era más grande que su propio cuerpo, haciéndolo ver un poco ridículo.

“¿Herrera Mia? No recuerdo que hubiera rencores entre nosotros.” Varios zarcillos negros cubrían toda el área, y Leylin llevaba al tembloroso cochero mientras salían de las sombras.

“¡Jeje! ¿Necesito una razón para matarte?” Mia levantó su capucha, mostrando una cara digna del cuerpo. Un rostro que debería haber estado lleno de la alegría de un niño estaba, en cambio, lleno de sed de sangre.

La Herrera Mia era la bandida más infame del Continente Central, una Maga en el pico de la Fase de Cristal con innumerables crímenes a su nombre. Bajo el disfraz de una niña pequeña escondía un monstruo vicioso y aterrador. Una vez usó un martillo de metal para matar a toda una familia de Magos. Hombres, mujeres, viejos, jóvenes; no importa quién fuera, simplemente fueron añadidos a la montaña de carne.

“¿Y creo que esta gente también está cortejando a la muerte?” Leylin miró a su alrededor a las otras sombras negras. Numerosas partículas elementales se transformaron en escudos y aparecieron ante él.

“¡Hill el Asesino! ¡Fein el Oso Brutal!”

Algunos de los Magos reportaron sus nombres sucesivamente. Todos ellos eran personajes cuyos nombres eran conocidos en todo el mundo por su notoriedad, y todos emitían ondas de energía de la Fase de Cristal.

“Seguro que piensan bien de mí…” Dijo Leylin, sonriendo mientras agitaba la cabeza. Sin avisar, saltó violentamente.

“¡Váyanse al infierno!” Giró hacia arriba al cochero que estaba en sus brazos, golpeándolo hacia Mia como si fuera un saco de arena. Las numerosas botellas de poción que tenía se esparcieron por todas partes.

“Hechizo de combinación de pociones de rango 3, ¡Llamas Divinas de la Pradera!” Llamas ardientes inmediatamente formaron una pared de fuego frente a él, aislando a Hill y a Fein a un lado.

En el otro extremo, el cochero que fue lanzado por Leylin cambió de una manera extraña. Mia, que estaba de pie frente a él, giró el pesado martillo sin tener en cuenta nada, tratando de hacer pedazos al cochero.

Sacó una daga dorada en el aire, y todo su temperamento cambió instantáneamente. El hombre originalmente tímido se volvió siniestro y loco, como si un conejo cobarde se transformara en un tigre.

“¿Herrera Mia?” Se rió fríamente. Todo su cuerpo parecía haberse vuelto tan flexible como el de una serpiente, y movió su cuerpo de una manera que ninguna persona ordinaria sería capaz de hacer mientras evitaba el enorme martillo. En el mismo instante, apuñaló la daga en el pecho de Mia.

* ¡Weng! * El cuerpo de Mia emitió un aura dorada, pero incluso eso se oscureció al ser apuñalado firmemente por la daga.

El cuerpo de Mia se puso rígido durante una fracción de segundo antes de que su hechizo innato defensivo se rompiera en pedazos bajo el ataque de la daga.

Rápidamente después, la daga afilada golpeó despiadadamente la piel de Mia y su afilada cuchilla entró a través de su pecho, rasgando la carne y entrando en su interior.

Al ver brotar la sangre fresca y roja, el rostro del cochero reveló instantáneamente su alegría. Y, sin embargo, en el momento en que vio una expresión enloquecida en la cara de Mia, su corazón se congeló.

“¡Muere!” Mia soltó el martillo. Agarrándose a una daga, se estrelló hacia adelante.

El sonido de huesos rotos emergió del cuerpo del cochero. Su cara reveló su asombro mientras la sangre salía de su boca hacia la calle.

“¿Julián, la Serpiente Deshuesada?” El cuerpo de Mia se movía constantemente, cubriendo y reparando sus órganos internos y heridas inmediatamente. Miró a Julián con los ojos llenos de odio.

“¡Como era de esperarse del legendario Mago con refinamiento corporal, que se empapó en el Pantano de la Corrosión! ¡Y pensar que mi fuerza y mi equipo mágico no son suficientes para matarte de una vez!”

Habiendo sido revelado, hubo ligeras alteraciones en la cara del cochero, y las ondas de la la Fase Líquida fueron emitidas por su cuerpo. ¡Él también era un Mago!

O mejor dicho, un Mago avanzado que ya había alcanzado la Fase Líquida.

Julián, la Serpiente Deshuesada, era uno de los guerreros más poderosos de la familia de Freya. Era conocido por su habilidad para asesinar, haciendo que sus enemigos se sintiesen aterrorizados ante la idea de su existencia.

“¡Maldita sea, sabía que el plan de esos bastardos no era confiable!” La cara de Mia cambió. “¡Retírense inmediatamente!”

Hill y Fein se miraron el uno al otro, la duda surgiendo en sus caras.

Incluso si Julián y Leylin estaban hombro con hombro, eran sólo dos Magos de la Fase Líquida. Por otro lado, su grupo tenía un conjunto de Magos de la Fase de Cristal que habían sido famosos durante mucho tiempo, ¿cómo podían huir de ellos con el rabo entre las piernas?

Pero posteriormente, sus expresiones faciales cambiaron drásticamente.

“¡Pssssst!”

La sombra de una amenazante Serpiente de Sangre bombardeó abruptamente la neblina circundante. Toda la formación de hechizos fue violada inmediatamente.

Guerreros vestidos de rojo oscuro con túnicas de Mago y tatuajes de la Serpiente Gigante Kemoyin rodearon el área, y cubrieron a Leylin, que acababa de ser ascendido a la Fase de Cristal.

“¿Los Brujos del Clan Ouroboros?”

Hill gritó en voz baja, sabiendo que los negocios de hoy serían difíciles de manejar….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s