ATG – Capítulo 1016 – Décima Etapa del Registro del Mundo Ardiendo del Cuervo Dorado

Mientras que la imaginación de Yun Che corría desenfrenada, un intenso dolor repentinamente vino de su oreja izquierda. La mano de jade de Mu Xuanyin, que estaba golpeando suavemente su cuello, se volteó, y ahora estaba tirando de su oreja, levantándolo directamente del Lago Celestial.

El movimiento de Mu Xuanyin fue extremadamente pesado, doloroso hasta el punto en que Yun Che instantáneamente rechinó los dientes. Su mente fue sacudida por el dolor en un instante, mientras gritaba aturdido. “Discípulo… Discípulo no se atreve… Szz… Este discípulo… solo tiene respeto… por la Maestra… Definitivamente… nunca tendría esos pensamientos…”

Sin embargo, Mu Xuanyin no tenía ninguna intención de liberarlo en absoluto. Para ser capaz de hacer que el rostro de Yun Che se distorsionara por el dolor, a pesar de que poseía el físico de un dragón, podría imaginarse cuán penosamente poderosa era la mano nevada que estaba tirando de la oreja de Yun Che. Ella sonrió descaradamente y dijo: “Eso está bien, no me importa perdonar…”

Mientras Mu Xuanyin estaba hablando, sus ojos se movieron inadvertidamente hacia la parte inferior del cuerpo de Yun Che. Su voz se detuvo instantáneamente. Sus bellos ojos estaban abiertos de par en par, antes de volver a estrecharse una vez más. Dentro de sus largas y estrechas aberturas oculares, un destello peligroso y hechizante destelló.

“Mi buen Che’er, realmente he subestimado tu audacia.” Su voz se volvió instantáneamente aún más suave e incluso más lenta, sin embargo, el corazón de Yun Che latía rápidamente por escuchar sus palabras. “Realmente te atreves a presentar esta cosa grotesca ante los ojos de tu Maestra… ¡¡Tan audaz ~ !!”

Mu Xuanyin lanzó su brazo que estaba tirando de la oreja de Yun Che y él fue arrojado lejos mientras gritaba, golpeando fuertemente con la orilla del lago. Este lanzamiento contenía solo un poco de la fuerza de Mu Xuanyin y Yun Che rodó una gran distancia en la orilla del lago antes de detenerse finalmente. Sin embargo, su cara estaba pálida por el dolor, su garganta era áspera, y no pudo ponerse de pie, incluso después de un largo tiempo.

Al menos una docena de huesos se rompieron.

Su imaginación, especialmente, se había dispersado por completo.

“Haah, esto es realmente una desgracia para mi secta.” Suspiró en voz baja Mu Xuanyin, ignorando por completo el hecho de que la responsabilidad estaba dentro de cada centímetro de su propio cuerpo de jade que emitía un aura hechizante que ningún hombre podría resistir. “No estuviste dispuesto a tocar a Feixue, incluso bajo la influencia de la sangre del dragón astado, e inicialmente quería alabar tu extraordinario autocontrol. ¡Nunca pensé que fueras en realidad un discípulo repugnante que posee un corazón tan insolentemente lujurioso como para siquiera atreverte a pensar en tu Maestra de esa manera!”

“…” Yun Che finalmente pudo adoptar una postura estable de sentado. Con la cabeza baja, no se atrevió a replicar, ni se atrevió a darle otra mirada a Mu Xuanyin.

“No importa, parece que tendré que educarte más en el futuro.”

Mu Xuanyin parecía haber dejado escapar un suspiro suave y desanimado. Alzando su mano, un pergamino de jade que brillaba con luces azules aterrizó junto a Yun Che. Ella luego le dio la espalda. “Este pergamino de jade está grabado con la Cascada de la Partición Lunar completa. Con tu capacidad de comprensión, deberías ser capaz de entenderlo por tu cuenta. Mis instrucciones no deberían ser necesarias.”

“Te encerraré temporalmente dentro de este Lago Celestial del Frío Abisal. Dentro de unos días, regresaré para poner a prueba tu progreso en la Cascada de la Partición Lunar. Si es pasable, no perseguiré tu pecado de gran falta de respeto, incluso podría haber una recompensa. Si tú, sin embargo, me decepcionas…” La luz en los ojos de Mu Xuanyin se agitó levemente. “Las consecuencias serán terribles ~”

Cuando estas palabras cayeron, Mu Xuanyin se fue. La barrera del Lago Celestial del Frío Abisal también estaba cerrada.

“Craack, craack.” Unos pocos crujidos resonaron, ya que varios huesos que estaban desalineados fueron rápidamente devueltos a su lugar por Yun Che. En cuanto a las pocas docenas de huesos que estaban destrozados, no le quedaba más remedio que esperar a que se recuperaran lentamente por sí solos. Sólo entonces se levantó, rechinó los dientes y dijo: “No tener ninguna reacción… sería aún más anormal, ¡¿verdad?!”

Tenía muy pocos momentos embarazosos frente a Jazmín, pero frente a Mu Xuanyin… Parecía que no había habido ni un solo momento en el que no se sintiera avergonzado.

Si él no hubiera experimentado su primer encuentro en el Palacio Fénix de Hielo, el gran cambio de Mu Xuanyin definitivamente hubiera sorprendido a Yun Che incluso ahora. Incluso si ese fuera el caso, al recordar al Mu Xuanyin de hace unos momentos, todavía estaba un poco distraído. No pudo conectarla con el Rey del Reino de la Canción Nieve que poseía el poderío celestial que podía silenciar a las masas.

¿Por qué había tanta disparidad en su personalidad…?

¿Cuál era la verdadera ella?

Yun Che se movió hacia el lago celestial y se calmó durante unas dos horas antes de poder finalmente aliviar sus heridas y agitación interna. Luego dejó las aguas del Lago Celestial, aterrizó en la orilla del lago y se sentó en posición de loto. Sin embargo, no recogió el pergamino de jade de la Cascada de la Partición Lunar que Mu Xuanyin le había arrojado. En cambio, sacó el pergamino de jade que brillaba con una luz dorada carmesí.

Al aparecer este pergamino de jade dorado y carmesí, la temperatura en el aire se elevó, asombrando a los espíritus de hielo circundantes para que se dispersaran.

¡El Registro del Mundo Ardiendo del Cuervo Dorado… completo!

Aunque la Furia Celestial de los Nueve Soles, lanzada por Huo Poyun, no pudo hacerle daño, había sacudido su corazón y su alma tremendamente. Sin embargo, no olvidó que este pergamino de jade sólo se podía leer una vez y que desaparecería inmediatamente después.

Yun Che tranquilizó su corazón y concentró su mente. Con los ojos cerrados, como delgados y finos arroyos, sus sentidos envolvieron el pergamino de jade dorado y carmesí. Sus sentidos rápidamente se desplomaron, aterrizando inmediatamente en la octava etapa de las artes divinas.

En el lapso de algunas docenas de respiraciones, el resonante grito del Cuervo Dorado sonó en su mente, y el Cuervo Dorado bailó en las profundidades de su alma. En la superficie de su cuerpo, apareció lentamente una capa de Llamas Divinas del Cuervo Dorado.

A medida que uno avanzaba a través de cada reino del Registro del Mundo Ardiendo del Cuervo Dorado, las poderosas Llamas del Cuervo Dorado se elevarían. Además, cada uno de ellos sería un aumento explosivo de amplio grado y el color de las llamas sería más cercano al oro. Sin mencionar que, con cada aumento de reino, análogamente habría una habilidad aniquiladora correspondiente del Cuervo Dorado.

Octavo Reino – 【Rayo del Sol Ardiente】 era una habilidad de ataque de fuego basada en puntos que superaba con creces la ‘Aniquilación Dorada’ en poder. El concepto detrás de la Aniquilación Dorada era la supresión de las Llamas del Cuervo Dorado en una sola línea, mientras que el Rayo Solar Ardiente era aún más extremo – un solo punto. Aunque requería varias veces más tiempo de condensación que la Aniquilación Dorada, en el momento en que se lanzara con éxito, sería similar a las llamas extremas provenientes del mismo y ardiente sol. Era capaz de quemar toda la materia del mundo.

Noveno Reino – 【Dominio del Reino IlusorioMariposa Roja】 no era un dominio aniquilador como las Cenizas del Manantial Amarillo, sino que era un dominio del alma como el Dominio del Dios Dragón. Sin embargo, era diferente en comparación con el insuperable aturdimiento del Dominio del Dragón Dios. ¡Aunque el Dominio de la Mariposa Roja no podía alcanzar el aturdimiento extremo del que era capaz el Dominio del Dios Dragón, podía provocar la aterradora incineración del espíritu de uno!

Sería similar a las aterradoras Llamas Divinas del Cuervo Dorado que quemaban las profundidades de las almas de las personas, destruyendo sus almas mientras sus cuerpos quedaban vivos.

Décimo Reino, y también el reino más alto registrado en el pergamino de jade del Registro del Mundo Ardiendo del Cuervo Dorado. ¡Su habilidad aniquiladora correspondiente era la 【Furia Celestial de los Nueve Soles】!

La Furia Celestial de los Nueve Soles, demostrada por Huo Poyun, estaba en el estado más elemental de ‘un solo sol’. Aunque estaba en el estado más elemental, su terror aún había sacudido a toda la Secta del Divino Fénix de Hielo. Además, con cada adición de un sol, su poder no solo aumentaría en uno sino en varios pliegues. La Furia Celestial de los Nueve Soles completa provocaría el descenso de nueve soles… El terror de su poder era simplemente inimaginable.

Lo más probable es que ese sería realmente el poder divino que podría aniquilar el mundo.

En los cien mil años de la historia del Reino del Dios de la Llama, aunque hubo cuatro personas que pudieron comprender la Furia Celestial de los Nueve Soles… Ninguno de ellos logró alcanzar el reino de los nueve soles. Huo Poyun siendo capaz de alcanzar el reino de un sol antes de la edad de treinta años, ya era un milagro nunca antes visto en el Reino del Dios de la Llama.

En su estado de concentración, era básicamente incapaz de sentir el flujo del tiempo. Cuando el inmóvil Yun Che abrió sus ojos una vez más, ya habían pasado siete días. Las llamas en su cuerpo todavía estaban presentes, mientras que el pergamino de jade dorado carmesí que tenía delante estalló en llamas en este momento, convirtiéndose instantáneamente en cenizas.

Levantando su mano derecha, una pequeña bola de Llamas del Cuervo Dorado se encendió silenciosamente sobre su palma y luego rápidamente se volvió densa. En su primer lanzamiento, ya había alcanzado el octavo reino de las llamas y solo había pasado unos segundos. El aura y el color de las llamas habían experimentado un claro cambio.

También tenía la confianza de que en medio mes, podría alcanzar el nivel inferior del Rayo del Sol Ardiente.

Sin embargo, con las llamas en su mano, sus cejas se fruncieron ligeramente.

“¿Es la décima etapa… realmente el pico? ¿Por qué tengo la sensación de que todavía está incompleto…?”

“No importa, entrenemos la Cascada de la Partición Lunar.”

————

Ciudad Fénix de Hielo, Trigésimo Sexto Palacio del Fénix de Hielo.

“¿Yun Che fue quien rechazó a Feixue?”

Mu Xuanyin se sentó de lado en la silla de hielo. Con los ojos nebulosos y sus suaves pechos medio expuestos, las piernas superpuestas formaban una silueta esbelta y sensual. Una pequeña parte de sus pantorrillas blancas estaba expuesta debajo de su vestido, su brillante piel era aún más lustrosa que una habitación llena de flores de hielo.

Mu Bingyun estaba parada junto a ella, sus cejas ligeramente fruncidas revelaban su perplejidad.

“¿Quién más podría ser? Feixue tiene una personalidad tan obediente, no importa qué, no podría ser la desobediente.”

La voz de Mu Xuanyin era suave y gentil, capaz de arrastrar los corazones y las mentes de las personas. Una capa de rosado encantador levemente afloró en su rostro blanco jade.

Un aroma fascinante flotaba en el aire y los ojos de Mu Bingyun inadvertidamente aterrizaron en sus pechos demasiado grandes y medio expuestos y luego se alejaron inmediatamente. Su corazón comenzó a latir un poco anormalmente. Ella dijo a la ligera. “Ese no debería ser el caso. Aunque el método de la hermana mayor es un poco descarado, de hecho, es la forma más probable para que él alcance el Reino de la Tribulación Divina antes de la Convención del Dios Profundo. Además, con su personalidad y los instintos que un hombre tendría, no debería haber ninguna razón para que él objetara.”

“¿Quién sabe? Lo más probable es que a Feixue no capte su fantasía.”

La luz fría y nevada del exterior se filtró. Mu Xuanyin se tumbó perezosamente, con el vestido levantado sobre sus piernas de jade. Con su delicado brillo rosado, sus piernas se elevaban sobre la silla de hielo, todos y cada uno de los dedos de sus pies eran pequeños y brillantes como cristales de hielo. La parte delantera y trasera de sus pies eran suaves como la seda, era como si estuvieran untadas con una capa de crema, tan liso como el jade y tan suave como el satén …

Y solo frente a Mu Bingyun, ella parecería así de inescrupulosa.

“¿No capta su fantasía?” Mu Bingyun negó con la cabeza. “Con el aspecto de Feixue… Ese no debería ser el caso.”

“Eso es completamente diferente ~”

Con su esbelta mano de nieve, arrastró el lado de su encantador pelo azul detrás de su oreja. Repentinamente, Mu Xuanyin sonrió, con su mirada enfocada en Mu Bingyun, un hermoso y hechizante color apareció en sus ojos. “Como él no está dispuesto a tener a Feixue, solo queda un método.”

“¿Qué método?” Los ojos de Mu Bingyun se volvieron, sin embargo, en el momento en que se encontraron con la sonrisa fascinante de Mu Bingyun, inconscientemente los apartó de nuevo.

“Por supuesto, el único método que queda… es que mi buena hermana menor ofrezca personalmente su yin vital para aumentar su fuerza y pagarle por salvarle la vida.”

En el momento en que dijo eso, Mu Xuanyin ya estaba soltando una carcajada.

La hermosa cara helada de Mu Bingyun era impasible. “Hermana, no bromees.”

Afuera, Mu Bingyun tenía que comportarse respetuosamente frente a Mu Xuanyin. Sin embargo, en privado, los dos eran hermanas que podían compartir cualquier secreto y no había una sola impureza en sus sentimientos mutuos. Ambas eran la única pariente de la otra en el mundo. Sin embargo, había una diferencia extrema en sus comportamientos y personalidades.

Una de ellas era un hada que era tan fría como la nieve, mientras que la otra era una encantadora hechicera que podía traer calamidades al mundo.

“Vaya, ¿no puedes dar una pequeña reacción lúdica y entretener un poco a tu hermana mayor?” Mu Xuanyin frunció ligeramente los labios. “Sin embargo, aceptar a un discípulo varón ha sido más divertido de lo esperado.”

“¿Divertido? ¿Estás hablando de Yun Che?”

“No solo es divertido, su capacidad de comprensión es simplemente extraordinariamente alta. En solo un día, comprendió la Cascada de la Partición Lunar. Una habilidad de comprensión como esa…” Los ojos de Mu Xuanyin se entrecerraron ligeramente. “Lo más probable es que nadie en esos reinos rey pueda comparársele.”

“… Esta es también la razón principal por la que la hermana mayor repentinamente tiene el deseo de criarlo rápidamente, ¿verdad?” Dijo Mu Bingyun.

“Me estoy preparando para que haga un viaje al Imperio del Viento Helado con Mu Hanyi.” Sus delicados labios de color melocotón ligeramente curvados, el hechizante brillo en sus ojos gradualmente se volvió serio y profundo. “Para que él recupere personalmente el Cuerno del Qilin de Hielo.”

Nota del autor:

PD: Incluso si Yun Che comprende por completo el Registro del Mundo Ardiendo del Cuervo Dorado, no podría liberar la Furia Celestial de los Nueve Soles. Digámoslo de esta manera: el MP mínimo necesario para lanzar la Furia Celestial de los Nueve Soles es de 5,000,000, mientras que el máximo es ilimitado. El PM máximo actual de Yun Che es 54,250, entonces…

Lo siento, es la secuela de jugar juegos de red…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s