Invincible – Capítulo 221 – Viajando al Imperio del Buda Bendito

¡Un dolor débil serpenteó a través del corazón de Huang Xiaolong mientras pensaba en Li Lu!

Sus manos se apretaron en puños mientras una aguda determinación brillaba a través de sus ojos. Una energía intensa explotó de Huang Xiaolong.

¡La Familia Yao lo había bloqueado y él destruyó a la Familia Yao!

¡Si el Templo de las Deidades bloqueaba su camino, él los destruirá igualmente!

¡Llegaría un día en que se aseguraría de que el Templo de las Deidades terminaran de la misma manera que la Familia Yao!

¡El día llegará! Huang Xiaolong estaba resuelto.

Si las cosas fueran de acuerdo con su plan anterior, entraría en las filas del Templo de las Deidades durante la selección de discípulos en unos siete años, y luego, lentamente ganaría el control desde adentro. ¡Si todo iba bien, no solo podría estar con Li Lu, tendría la oportunidad de entrar y cultivarse en el Mundo Divino!

¡Pero ahora juró destruir el Templo de las Deidades algún día!

Yao Fei, incluso si tienes al Templo de las Deidades detrás de ti, será mejor que huyas a los confines del mundo. ¡Te mataré con mis propias manos! El aura asesina de Huang Xiaolong alcanzó su punto máximo cuando el pensamiento reverberó en su mente.

La prioridad ahora era aumentar su fuerza, frenéticamente, tan rápido como pudiera. ¡De lo contrario, antes de que pudiera incluso destruir al Templo de las Deidades, un simple Yao Fei sería suficiente para pulverizarlo en la nada!

¡Debía irrumpir en el Reino Santo!

¡El primer paso, entrar en el Reino Santo y luego matar a Yao Fei!

¡Independientemente de la batalla cuesta arriba en el sendero que llevaba al Reino Santo, luego al Reino de Dios, él estaba decidido a caminar por ese sendero!

¡Reino Santo! Huang Xiaolong se repitió.

Huang Xiaolong fue sacudido por un duro hecho mientras presenciaba las batallas en el Instituto Duanren con sus propios ojos entre Zhao Shu, Li Molin, el Emperador Duanren, así como los otros expertos en el Reinos Santo, todo era inútil ante un Guerrero del Reino Santo. El Reino Santo era una fortaleza suprema. ¡A los ojos de esas personas, no eras más que una hormiga en el suelo, incluso si eras un Experto Xiantian en el pico de la etapa tardía del Décimo Orden!

“¡Ahora que mamá y papá están a salvo, debería viajar al Imperio del Buda Bendito en los próximos días!” Este viaje al Imperio del Buda Bendito era inevitable y, al igual que la Perla del Alma Absoluta, definitivamente tenía que encontrar y controlar el Divino Monte Xumi.

Convergiendo sus pensamientos y emociones, Huang Xiaolong inició el Anillo de la Vinculación Divina y entró en el antiguo campo de batalla para practicar.

Había pasado un mes desde que la Mansión Yao fue devastada.

Cuando Huang Xiaolong salió del antiguo campo de batalla y llegó al gran salón, sus padres, Huang Peng y Su Yan, y sus dos hermanos menores, Huang Min y Huang Xiaohai, estaban allí.

Aparte de ellos, habían otros seis invitados ㅡ Guo Tai, Guo Shiyuan, Guo Chen, Guo Shiwen, Guo Zhi y Guo Fei.

Sonoros sonidos de charla y risas sonaban en el gran salón, que se detuvieron torpemente en el instante en que la gente vio a Huang Xiaolong entrar. Casi todos se pusieron de pie, y los seis miembros de la Familia Guo estaban temerosos, incluyendo el antepasado de la Familia Guo, Guo Chen.

“¡Joven, Joven Noble Huang!” El antepasado de la Familia Guo, Guo Chen, dio un paso al frente, saludando a Huang Xiaolong de manera deferente.

Huang Xiaolong miró a Guo Chen y asintió con indiferencia. Sin embargo, Guo Chen se sentía halagado de que Huang Xiaolong estuviera dispuesto a asentir con la cabeza.

Huang Xiaolong se acercó a Huang Peng y Su Yan, saludándoles: “Padre, madre.”

Ambos exhibieron una sonrisa brillante en sus caras. “Xiaolong, estás aquí.”

Huang Xiaolong asintió y los persuadió para que se sentaran mientras caminaba hacia el asiento principal del salón. Solo después de haberse sentado, Guo Chen, la Familia Guo, Huang Min y Huang Xiaohai regresaron a sus lugares.

Xiaolong, la Familia Guo vino hoy para hablar sobre la boda entre Guo Tai y Huang Min.” Después de sentarse, Su Yan abordó el tema con una sonrisa en su rostro: “El Mayor Guo Chen dijo todo lo relacionado con la boda, eventualmente, otras preparaciones seguirán nuestros deseos. ¿Qué piensas?”

Guo Chen rápidamente enfatizó su disposición. “Sí, sí. El propósito de nuestra visita hoy es discutir los preparativos para la boda entre Guo Tai y Huang Min, ¿qué piensa el Joven Noble Huang?”

Guo Tai se levantó de su asiento con los nervios completamente tensos…

Huang Xiaolong observó a su hermana menor, Huang Min, y notó que ella también lo estaba mirando con nerviosismo, con la esperanza y la anticipación aparentes en su pequeño rostro mientras esperaba que él hablara. Ella había oído sobre el conflicto entre la Familia Guo y su hermano mayor. También sabía sobre el padre de Guo Tai, Guo Shiyuan, anunciando la disolución de su compromiso con Guo Tai debido a la coacción de Guo Shiwen.

Huang Min temía que la palabra que saliera de la boca de Huang Xiaolong fuera negativa.

Si su Hermano Mayor Huang Xiaolong no estaba de acuerdo, su relación con Guo Tai terminaría sin discusión.

En la sala silenciosa, Guo Tai repentinamente cayó de rodillas y se agachó ante Huang Xiaolong. “Hermano Mayor Huang, te lo imploro, soy sincero con Huang Min. Si permites que nos casemos, juro que la trataré bien y la protegeré con todo mi corazón. Usaré mi vida para amarla y protegerla y definitivamente no permitiré que Huang Min sea agraviado o infeliz.”

Guo Shiyuan también cayó de rodillas. “Joven Noble Huang, el malhechor fui yo. Puede castigarme, pero este asunto no está relacionado con Tai’er.”

Entonces Guo Shiwen hizo lo mismo. Al ver la acción de su padre, Guo Zhi y Guo Fei también se arrodillaron de una manera frenética.

Hermano MayorGuo Tai, él…” Huang Min no pudo resistirse a hablar mientras miraba suplicante a Huang Xiaolong.

Huang Xiaolong suspiró en su corazón, apenas asintiendo mientras respondía a Huang Min. “Este asunto, tú lo decides con papá y mamá.”

Al escuchar esto, tanto el rostro de Huang Min como el de Guo Tai se iluminaron. El significado de Huang Xiaolong era evidente, ¡estuvo de acuerdo!

Esto también alivió la pesada roca que pesaba sobre el pecho de Guo Chen.

Pero Huang Xiaolong miró a Guo Tai. “Sin embargo, si no haces lo que reclamas y no haces feliz a Huang Min en el futuro, ¡ya conoces las consecuencias!”

Hermano Mayor Huang, ten la seguridad de que amaré y cuidaré a Huang Min con mi vida y no la dejaré sentir ofendida.” Se juró Guo Tai.

Huang Xiaolong asintió y luego permaneció en el gran salón por un momento antes de regresar a su patio. Allí, llamó a Zhang Fu, Zhao Shu, Yu Ming, Fei Hou y al Mariscal Haotian.

Cuando todos estuvieron reunidos, Huang Xiaolong habló de sus planes de viajar al Imperio del Buda Bendito.

“¿Qué? ¡Soberano, planea ir solo al Imperio del Buda Bendito!” Zhang Fu, Zhao Shu y todos los demás se sorprendieron.

“Correcto.” Huang Xiaolong asintió, atestiguando su decisión.

“¡Soberano, esto…!” Zhang Fu y Zhao Shu intercambiaron una mirada y quisieron disuadirlo, pero Huang Xiaolong negó con la cabeza y habló con decisión: “No digan más, he tomado una decisión. Viajaré solo al Imperio del Buda Bendito.”

Al ver esto, Zhang Fu y el resto ya no dijeron nada. Las cosas por las que Huang Xiaolong tomaba una decisión no cambiarían. Ni Zhang Fu ni Zhao Shu podrían hacerle cambiar de opinión.

“Dejaré la Finca de la Colina Meridional y el resto en sus manos.” Huang Xiaolong continuó. “Yu Ming y Fei Hou, ambos manejen el Comercio de Nueve Trípodes. Si hay algo en lo que no puedan decidir, déjenlo en manos de Zhang Fu y Zhao Shu.”

“¡Tranquilícese, Soberano!” Respondieron los cinco al unísono.

Haotian, te he preocupado por cuidarlos desde el Reino Luo Tong hasta aquí.” Dijo Huang Xiaolong al Mariscal Haotian.

Soberano, esto es algo que éste Subordinado debería hacer.” Insistió Haotian.

Huang Xiaolong asintió y les delegó algunas tareas más. Poco tiempo después, todos se dispersaron.

Cuando todos se fueron, Huang Xiaolong pensó en el pequeño mono púrpura. Según el Mariscal Haotian, el pequeño mono púrpura había viajado con ellos desde el Reino Luo Tong. Sin embargo, cuando fueron atacados por los subordinados de Yao Fei, la Familia Huang fue secuestrada, mientras que el pequeño mono púrpura desapareció.

Espero que el pequeño esté bien. Huang Xiaolong pensó interiormente.

Tres días pasaron rápidamente.

En estos tres días, Huang Xiaolong trató de pasar más tiempo con sus padres y hermanos, solo entonces descubrieron que Huang Xiaolong viajaría al Imperio del Buda Bendito. Aunque eran reacios a separarse, especialmente Huang Peng y Su Yan, sabían que había algo importante que su hijo tenía que hacer, por lo que ninguno de los dos dijo nada más.

La boda de Huang Min y Guo Tai estaba prevista para el próximo año, a fines de año, un día antes del Año Nuevo chino.

Si el plan de Huang Xiaolong se desarrollaba sin contratiempos, lo más probable es que pudiera regresar a tiempo para asistir a la boda de Huang Min y Guo Tai a finales del próximo año.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s