ATG – Capítulo 941 – El Gigantesco Reino Divino

(7/8)

Hada Mu, te molestaré para que me cuentes sobre el Reino Divino… por ejemplo, cosas sobre tu Reino de la Canción de Nieve.”

Yun Che apenas sabía algo sobre el Reino Divino. La única fuente de información era cuando Jazmín ocasionalmente lo mencionaba. Como el Reino de la Canción de Nieve era el primer reino estelar en el Reino de Dios al que se dirigía, al menos debería hacer los preparativos más básicos.

En aquel entonces, Mu Bingyun había mencionado voluntariamente que le diría a Yun Che sobre el Reino Divino. Ahora que Yun Che preguntó, Mu Bingyun asintió antes de narrar: “El Reino Divino era la morada de los dioses y de los diablos durante la Era Primordial. Aunque la era de los dioses y los diablos ha llegado a su fin y ya no hay ningún Dios Verdadero en este mundo, muchos tesoros místicos quedaron en los lugares en los que vivían anteriormente. Algunos dioses que no estaban dispuestos a desaparecer también dejaron sus líneas de sangre, artes profundas o incluso herencias de alma.”

“El punto más importante es que debido a que es el lugar donde los dioses y los diablos residían hace varios miles de millones de años, su aura elemental es increíblemente rica. Como tal, sus leyes son muy superiores a las de otros planos. Allí, la velocidad a la que uno progresa en el camino profundo está más allá de otros mundos. La ruptura de los reinos y la comprensión de las leyes también es mucho más simple que en otros mundos.”

Cuando Mu Bingyun explicó hasta este punto, silenciosamente miró a Yun Che.

“Como pudiste avanzar a una velocidad tan impactante en el Continente Profundo Cielo que posee un aura tan escasa y turbia, y leyes inferiores, si estuvieras en el Reino de la Canción de Nieve, es extremadamente posible que estuvieras en el mismo que Xiaolan y haber entrado en el camino divino antes de los veinte años.”

“…” Yun Che escuchó con seriedad y asintió. Mu Xiaolan tenía solo diecinueve años… Su aterradora fuerza estaba, como se esperaba, ya en el camino divino.

El camino divino que Xuanyuan Wentian había estado persiguiendo frenéticamente ya había sido alcanzado por una niña de diecinueve años del Reino Divino… Si esta Maestra y Discípula se hubieran presentado medio año atrás y Mu Xiaolan se pusiera de pie frente a Xuanyuan Wentian, él ni siquiera necesitaría salir; Xuanyuan Wentian moriría directamente de ira.

“¿Esto significa que, esa pequeña niña… Cough, cough, quiero decir que Mu Xiaolan también debería ser un talento raro en el Reino Divino?” Preguntó Yun Che.

“Es natural que alguien capaz de entrar al Palacio Fénix de Hielo tenga una buena aptitud.” Dijo Mu Bingyun con naturalidad. Una veta de una inexpresable complejidad brilló en las profundidades de sus ojos mientras continuaba. “Xiaolan debe haberlo malinterpretado, lo que le hizo decir cosas un tanto hostiles, pero ella es una niña realmente buena. Estos años… también han sido duros con ella.”

“…” Yun Che se quedó boquiabierto en estado de shock… porque la evaluación de Mu Xiaolan por parte de Mu Bingyun era claramente ‘buena’.

Para el Continente Profundo Cielo, un joven de diecinueve años que entró en el camino divino definitivamente no tendría predecesores o sucesores. Pero en el Reino Divino… no, para su Reino de la Canción de Nieve, ¿era meramente ‘bueno’?

¿Qué tan aterrador era este Reino de la Canción de Nieve?

Lo habían llamado la persona más destacada de la historia tanto en el Continente Profundo Cielo como en el Reino Demonio Ilusorio. Con su fuerza, fue apodado como la ‘persona más importante de la historia’ en este mundo, ¿en qué nivel estaría en el Reino de la Canción de Nieve?

¿En qué nivel estaría él en todo el Reino Divino?

“Esta pregunta puede ser un poco ofensiva.” Después de un período de estupefacción, Yun Che aún preguntó al final. “¿Qué rango tiene el Reino de la Canción de Nieve en todo el Reino Divino?”

Mu Bingyun no frunció el ceño debido a su pregunta claramente mal educada. Ella respondió con indiferencia: “El Reino Divino no es tan grande como lo estás imaginando. Solo hay un total de cuarenta mil reinos estelares y cada reino estelar se divide según su nivel de fuerza. Hay reinos estelares inferiores, reinos estelares intermedios y reinos estelares superiores.”

“Hay treinta mil reinos estelares inferiores, ocho mil reinos estelares intermedios… y los dos mil que quedan son los reinos estelares superiores más fuertes.”

“…” La boca de Yun Che se abrió de nuevo y no se cerró por un largo tiempo.

Un total de … ¿cuarenta mil reinos estelares?

¿Y esto no era considerado grande?

¿¡Qué!?

A pesar de que Yun Che había vivido dos vidas, nunca había abandonado la Estrella del Polo Azul. Jazmín también había dicho antes que la Estrella del Polo Azul ni siquiera podía considerarse un reino estelar. A lo sumo podría considerarse un planeta… un pequeño planeta en eso.

Con sus dos vidas de conocimiento, era fundamentalmente imposible para él imaginar qué tipo de concepto era un mundo enorme que poseía un total de cuarenta mil reinos estelares.

Todos y cada uno de ellos superaban con creces la Estrella del Polo Azul también.

En la Estrella del Polo Azul, ya fuese el Continente Profundo Cielo, el Reino Demonio Ilusorio o el Continente Nube Azur, aquellos que podían atravesar los tres continentes a la vez eran pocos en número… y era posible que nadie pudiera hacerlo.

En la Dimensión del Caos Primordial, la Estrella del Polo Azul no era más que una simple gota en el océano… o tal vez ni siquiera podía representar una simple gota en el océano.

“Basado únicamente en el poder total, el Reino de la Canción de Nieve se considera un reino intermedio.” Mu Bingyun continuó. “Sin embargo, el Gran Rey del Reino de nuestro Reino de la Canción de Nieve está clasificado entre los mayores expertos dimensionales del camino divino. Como tal, el Reino de la Canción de Nieve pertenece a los escalones más altos de entre los ocho mil reinos estelares intermedios. Incluso esos reinos estelares superiores no se atreven a ofendernos fácilmente.”

En otras palabras, la fuerza general del Reino de la Canción de Nieve lo convertía en un reino estelar intermedio, pero su Gran Rey del Reino no era más débil que el Gran Rey del Reino de un reino estelar superior.

“¿Gran Rey del Reino?” Preguntó Yun Che confundido.

“Los Grandes Reyes del Reino son reyes del reino estelar. Ellos son los gobernantes supremos de sus respectivos reinos estelares. Podrían ser los expertos más fuertes del reino estelar en el camino profundo o la persona con la más alta autoridad en el reino estelar.” Después de una pequeña pausa, dudó un poco antes de continuar. “El Gran Rey del Reino de nuestro Reino de la Canción de Nieve es mi hermana mayor.”

“… Ya veo.” Yun Che asintió lentamente y permaneció sorprendido por un largo tiempo.

El Reino Divino era inimaginable y absolutamente aterrador y enorme. En el mundo de los dioses, ¿qué tipo de persona podría ser alguien que se clasificaba entre los mejores?

No era de extrañar cómo Mu Bingyun había logrado mantenerse con vida bajo tal veneno durante mil años. Su hermana mayor era el Gran Rey del Reino de la Canción de Nieve, así que naturalmente podía transferir los recursos del Reino de la Canción de Nieve a voluntad… Parecía que una vez que llegara al Reino de la Canción de Nieve, debería tratar de familiarizarse con el Gran Rey del Reino a través de Mu Bingyun si tuviera la oportunidad… Si pudiera agarrarse a una pierna tan grande como esa, sería cien veces más fácil para él moverse en el Reino Divino.

Incluso si… la posibilidad de que eso ocurriera era casi imposible.

“Entonces, ¿a qué nivel… pertenece el Reino del Dios de la Estrella?” Yun Che parecía haber dicho eso casualmente pero su mente estaba ligeramente tensa.

“¿Reino del Dios de la Estrella?” La mirada de Mu Bingyun se movió ligeramente. “¿Cómo sabes sobre el Reino del Dios de la Estrella?”

“…” Por un momento, Yun Che no estaba seguro de cómo responderle.

Al ver su expresión reacia, Mu Bingyun no continuó preguntando y en su lugar respondió: “El Reino del Dios de la Estrella no existe dentro de los tres niveles de los reinos estelares.”

“¿Eh?” Yun Che lució sorprendido.

“¡Porque el Reino del Dios de la Estrella es un reino rey que ha trascendido los reinos estelares superiores!”

“¿Reino… rey?” El corazón de Yun Che se detuvo por un momento… ¿¡Trascendía los reinos estelares superiores!?

“Los cuarenta mil reinos estelares del Reino Divino están divididos en cuatro regiones divinas; la Región Divina Oriental, la Región Divina Meridional, la Región Divina Occidental y la Región Divina Septentrional. Entre ellas, la Región Divina Occidental es la más grande, con la Región Divina Oriental siendo la segunda más grande. Además de los cuarenta mil reinos inferiores, intermedios y superiores, también hay diecisiete reinos rey que se encuentran en la cima de todo el Reino Divino. ¡Incluso se podría decir que son los reinos rey que gobiernan sobre todo el Reino Divino! De estos diecisiete reinos rey, hay seis en la Región Divina Occidental, cuatro en la Región Divina Oriental, tres en la Región Divina Septentrional y cuatro en la Región Divina Meridional.”

“Nuestro Reino de la Canción de Nieve está ubicado en el norte de la Región Divina Oriental y el Reino del Dios de la Estrella sobre el que preguntaste también está en la Región Divina Oriental. Es uno de los cuatro grandes reinos rey de allí, una existencia trascendente que incluso mi Reino de la Canción de Nieve solo puede admirar.” Mu Bingyun miró atentamente a Yun Che. “Sabes muy poco sobre el Reino Divino, sin embargo, de repente preguntas sobre el Reino del Dios de la Estrella. ¿Podría ser que la razón por la que insistes en dirigirte al Reino Divino esté relacionada con el Reino del Dios de la Estrella?”

“…” Yun Che estuvo en silencio por un largo tiempo. Todo su cuerpo se puso rígido mientras sentía más frío con cada segundo.

En ese momento, repentinamente sintió su propia insignificancia… y su ingenuidad.

Sabía que buscar a Jazmín esta vez sería incomparablemente difícil. Sabía que sería más difícil para él verla en el rango más alto que tenía este ‘Reino del Dios de la Estrella’. A pesar de que conocía el nombre del Reino del Dios de la Estrella, fue en este momento que finalmente entendió su posición frente a Mu Bingyun. El Reino del Dios de la Estrella en el que vivía Jazmín estaba en un nivel terriblemente alto.

A pesar de que todos en el Reino Divino a los que no pudo llegar con su propia habilidad eran todas existencias de nivel gobernante.

Delante de semejante coloso, él ni siquiera podría ser comparable a un grano de arena frente a un océano azul… entonces, ¿cómo podría ver a Jazmín?

¿Sobre la única base de que su corazón lo anhelaba?

Al ver que de repente dejó de hablar, con su tez cada vez más pesada y oscura, Mu Bingyun frunció el ceño. “Parece que tu insistencia en dirigirte al Reino Divino realmente tiene algo que ver con el Reino del Dios de la Estrella.”

“¿Puedo… confiar en ti?” Yun Che levemente apretó los dientes cuando comenzó a ser consciente de lo difícil que era buscar a Jazmín. Además, básicamente no sabía nada sobre el infinito Reino Divino. La única persona en quien podía confiar era en Mu Bingyun frente a él.

Mu Bingyun se giró y sus extravagantes ojos helados lo miraron con calma. “Me salvaste la vida y también salvaste a la Nube Congelada Asgard. No puedo garantizar la cantidad de ayuda que puedo reembolsarte, pero al menos no haré nada que pueda perjudicarte.”

El pecho de Yun Che subió y bajó. Exhaló con dificultad y luego dijo en voz baja: “La razón por la que quiero ir al Reino Divino es para buscar a una persona en… el Reino del Dios de la Estrella… la Diosa de la Estrella de la Matanza Celestial.”

“…¿¡Qué!?”

Mu Bingyun, que había estado tan calmado como el agua en su recuperación, en realidad tuvo un cambio de expresión en ese instante. Sus ojos se contrajeron severamente cuando una gran conmoción brilló en sus mejillas nevadas.

Entonces, ella pareció haber pensado de inmediato en algo y la sorpresa en su rostro nevado se fue apaciguando gradualmente. Sin embargo, ahora tenía una mirada extraña en sus ojos. “Así que eso es lo que sucedió. Cuando la Diosa de la Estrella de la Matanza Celestial desapareció hace todos estos años, ella vino a este mundo.”

Esta vez, sin embargo, fue Yun Che quien recibió un gran shock. “¿Qué dijiste? Tú…”

“No es necesario que te sorprendas.” Mu Bingyun negó con la cabeza. “No entiendes qué clase de existencia es un Dios de la Estrella en el Reino Divino. La ‘caída’ de un Dios de la Estrella es suficiente para causar una gran conmoción en el Reino Divino.”

“El Reino del Dios de la Estrella es un reino rey situado en el pináculo del Reino Divino. Los doces Dioses de la Estrella en el Reino del Dios de la Estrella son existencias solo superadas por su Gran Rey del Reino. El poder que poseen es suficiente para hacer temblar a todos los practicantes profundos del camino divina solo por escuchar sus nombres. Es algo que no puedes imaginar. Hace aproximadamente ocho o nueve años, el Reino de la Canción de Nieve escuchó rumores de que la Diosa de la Estrella de la Matanza Celestial del Reino del Dios de la Estrella había sido conspirado en secreto contra un veneno altamente tóxico y que había muerto a causa de él. Dio lugar a grandes oleadas dentro del Reino Divino por varios años. Luego, más tarde escuchamos rumores de que ella todavía estaba viva. No fue hasta hace poco que los rumores se convirtieron en verdad cuando muchos reinos estelares recibieron noticias de que la Diosa de la Estrella de la Matanza Celestial ya había regresado pacíficamente al Reino del Dios de la Estrella. Sin embargo, nadie sabía dónde había estado en los últimos años.”

Yun Che. “…”

Mu Bingyun miró profundamente a Yun Che. “Puedo deducir fácilmente eso de tus palabras y tu reacción también me dice la respuesta. No te preocupes, no le contaré esto a nadie. Tampoco deberías mencionar esto a nadie.”

“… ¿Puedes decirme qué debo hacer si quiero verla? ¿O qué métodos usar?” La determinación y el anhelo se condensaron en los ojos de Yun Che

Entonces mi Jazmín era realmente tan fuerte. No era de extrañar que sintiera que todos y todo estaba por debajo de ella. En realidad, no era por su temperamento, sino por el nivel en el que estaba. Para ella, todo en este mundo era realmente tan inferior como una hormiga.

Aparte de mí…

Mu Bingyun negó con la cabeza. “Te aconsejaría que te rindas. El plano en el que existe el Reino del Dios de la Estrella simplemente no es algo que puedas entender. Olvídate de verla, incluso entrar en el Reino del Dios de la Estrella es algo casi imposible… a menos que trabajes duro durante miles y miles de años.”

Lo que Mu Bingyun dijo no desalentó a Yun Che. Lentamente apretó los puños, apretó los dientes con fuerza y ​​de repente enunció cada una de sus palabras. “Siempre he creído en una frase… y toda mi vida… siempre ha demostrado esta frase… en este mundo… ¡Nada es imposible!”

En este momento, una profundidad aterradora apareció en los ojos de Yun Che. Sus ojos realmente causaron que el alma desinteresada de Mu Bingyun se sintiera misteriosamente conmovida. Ella nunca había sentido algo similar a esta emoción en los varios miles de años que vivió en el Reino Divino.

“Dado que estas así de decidido.” Dijo indiferente Mu Bingyun. “Podría haber un método que puedas probar.”

“¿Qué método?” Yun Che abruptamente levantó la cabeza.

“¡Únete a mi Secta del Divino Fénix de Hielo y conviértete en mi discípulo de la Secta del Divino Fénix de Hielo!” Dijo Mu Bingyun con una calma increíble.

Al principio, Yun Che estaba aturdido, pero continuó escuchando.

“Los movimientos en el Reino Divino han sido muy diferentes en los últimos años de lo que habían sido en el pasado. Especialmente los grandes reinos rey, varios cambios anormales han sucedido dentro de todos ellos. Ocho años atrás, el Reino del Cielo Eterno, uno de los grandes reinos rey, anunció un evento devastador…”

¿Reino del Cielo Eterno? Este nombre despertó instantáneamente el corazón de Yun Che… De los siete grandes tesoros profundos, el tesoro que ocupaba el cuarto lugar se llamaba ‘Perla del Cielo Eterno’, y este reino estelar se llamaba Reino del Cielo Eterno… ¿Podrían los dos tener algún tipo de conexión?

“¡La nueva Convención Oriental del Dios Profundo se llevará a cabo en el Reino Celestial Eterno!”

Regiones Divinas… ¿Convención del Dios Profundo? ¿Qué es eso?” Preguntó Yun Che.

“Es la reunión más distinguida en la historia del Reino Divino. La Región Divina Oriental tiene un total de nueve mil reinos estelares. Además de los cuatro grandes reinos rey, la fuerza profunda de todos los reinos estelares está limitada a un cierto criterio y se permite la participación de cualquier practicante profundo menor de sesenta años. La escala de la Convención del Dios Profundo es extremadamente grande y cada vez que se lleva a cabo, se necesita un largo período de preparativos y se producirán grandes daños. Las anteriores Convenciones del Dios Profundo han ocurrido cada tres mil años. Han pasado solo setecientos años entre esta sesión y la última, y ​​el tiempo de preparación de esta sesión es mucho más corto que los anteriores.”

Cuanto más Bingyun entraba en detalles, más desconcertado se volvía Yun Che. Él preguntó: “¿Quieres… que me una a tu Secta Divino Fénix de Hielo y que luego represente tu Secta Divino Fénix de Hielo en la Convención del Dios Profundo?”

“Por supuesto que no.” Mu Bingyun negó con la cabeza. “El tiempo de preparación para esta Convención del Dios Profundo es extremadamente corta; solo diez años. De acuerdo con el tiempo que nos queda, no hay ni siquiera tres años hasta que comience la Convención del Dios Profundo. Con tu fuerza profunda… ni siquiera estarías calificado para participar cuando llegue el momento. Además, no existe un requisito de apoyo sectorial o de ámbito estelar para participar en el la Convención del Dios Profundo. Mientras se cumplan las condiciones, cualquiera puede participar.”

“La razón por la que quiero que te conviertas en un discípulo de la Secta Divino Fénix de Hielo es hacer que sea más conveniente para mi hermana llevarte al Reino del Cielo Eterno.” Cuando Mu Bingyun terminó de hablar, comenzó a pensar profundamente acerca de cómo convencer a su hermana mayor.

“Yo… todavía no lo entiendo.” Yun Che negó con la cabeza una vez más.

Mu Bingyun explicó: “Aunque los cuatro grandes reinos rey nunca han participado en la Convención del Dios Profundo, siempre han preparado, presidido, atestiguado y seleccionado el área en la que se llevará a cabo. Una gran cantidad de expertos de los cuatro grandes reinos rey asisten para ver las batallas… esto incluye a los doce Dioses de las Estrellas del Reino del Dios de la Estrella. Siempre ha habido un lugar para el Reino de la Canción de Nieve en los asientos de espectadores. Convenceré a mi hermana de que te lleve al área de reuniones del Reino del Cielo Eterno. Mi hermana es una persona que conoce la gratitud. Ella no debería rechazar un reembolso tan pequeño, considerando que me has salvado la vida. En ese momento, si ves o no a la persona que deseas ver… dependerá de tu destino y de tu buena suerte.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s