ATG – Capítulo 932 – La Diosa que Cayó del Cielo (1)

(9/11)

Seis meses pasaron en un instante.

Desde que Xuanyuan Wentian fue aniquilado, tanto el Continente Profundo Cielo como el Reino del Demonio Ilusorio habían entradoen un periodo de tranquilidad. Todos los ciudadanos del Continente Profundo Cielo habían conocido desde hace mucho tiempo la potencia hegemónica actual, que ya no era cualquiera de los Terrenos Sagrados, sino Yun Che, la persona aceptada públicamente como el individuo más destacado de toda la historia. El poseer las identidades del Príncipe Consorte de la Familia Imperial del Viento Azul y el Maestro Asgard de la Nube Congelada Asgard, causó que la Nación del Viento Azul y la Nube Congelada Asgard se convirtieran en las existencias más supremas de la era actual, sus posiciones en el poder suprimían a los dos Terrenos Sagrados restantes, el Santuario del Monarca Absoluto y el Palacio del Océano Supremo.

El gobernante de las siete naciones del continente también había cambiado naturalmente de la Nación Divino Fénix a la Nación Viento Azul. La Nube Congelada Asgard se había convertido en la tierra santa de todos los practicantes profundos del continente. Antes, muy pocas personas ponían un pie en la Región de Nieve del Hielo Extremo, pero ahora, incluso menos se atrevían a acercarse.

Dentro de este período de seis meses, la reconstrucción de la Nube Congelada Asgard ya había sido completada. La fuerza promedio de la generación actual de discípulas de la Nube Congelada había superado a la anterior por un gran reino, por lo que la tasa de eficiencia en el congelamiento se multiplicó naturalmente, causando que la Nube Congelada Asgard recién reconstruida fuese sorprendentemente el doble de grande que antes. Era solo que el interior se había vuelto mucho más simple; lugares como el Salón Divino del Final Congelado estaban destinados a ser irreconstruibles. Sin embargo, la Fuente Invernal de la Nube Congelada había renacido de una vena fría subterránea dentro de estos seis meses.

Al norte de la Región de Nieve del Hielo Extremo, explosiones lo suficientemente fuertes como para sacudir el mundo eran transmitidas, a pesar de que estaban separadas por una barrera de fénix. Con la Espada Heaven Smiting Devil Slayer en mano, Yun Che estaba actualmente en una feroz batalla contra Feng Xue’er, y el encuentro de hoy ya había durado seis horas completas sin interrupciones.

¡¡Boom!!

Una Flecha Fénix sacudió a la Espada Heaven Smiting Devil Slayer y se estrelló directamente contra el pecho de Yun Che, haciendo que volara como una bala de cañón. Su espalda colisionó violentamente con la barrera fénix, no se levantó por un buen rato y la Espada Heaven Smiting Devil Slayer también desapareció a su alcance.

“Uf… vamos a detenernos aquí por hoy.” Después de decir eso, se derrumbó sin poder en el suelo.

Gran Hermano Yun, realmente progresas muy rápido. Casi utilicé el setenta por ciento de mi fuerza hoy.” Dijo Feng Xue’er felizmente cuando aterrizó.

“Jeje, por supuesto. Después de todo, acabo de romper ayer. Como era de esperarse, cada avance en el Reino Profundo Soberano es totalmente diferente de todos los reinos anteriores.” Respondió Yun Che mientras cerraba los ojos. Incluso con su físico del dios dragón, usar una espada pesada para batallar durante seis horas lo hizo casi alcanzar sus límites.

Yun Che se había estado cultivando durante ocho horas todos los días en el transcurso de estos seis meses. ¡Su talento innato ya era anormalmente alto en primer lugar y con una oponente tan perfecta como Feng Xue’er, su fuerza profunda se había elevado consecutivamente en cuatro pequeños reinos… estos eran cuatro pequeños reinos dentro del Reino Profundo Soberano!

Pasar del primer nivel del Reino Profundo Soberano al quinto nivel en medio año era un ritmo tan rápido que era absolutamente suficiente para ser escrito en los anales del Continente Profundo Cielo. Incluso con el despertar del Alma Fénix de Feng Xue’er y el despertar de las Venas Divinas del Emperador Tiránico de Xia Yuanba, ellos nunca habían alcanzado un grado tan aterrador de progreso.

En su estado normal, sin utilizar ninguna de las Artes del Dios Maligno, podía igualar el setenta por ciento del poder de Feng Xue’er. Si tuviera que luchar contra Xuanyuan Wentian ahora, tenía plena confianza en que podría vencerlo en el estado de Purgatorio, sin abrir Estruendo del Cielo o utilizar la energía profunda de la oscuridad.

Junto con su crecimiento, los poderes del Dios Fénix de Feng Xue’er también habían despertado un paso más. Ella había roto un cuello de botella que nadie más en el Continente Profundo Cielo había roto, inclinándola más cerca del legendario camino divino.

En este momento, el Alma Celestial de la Nube Congelada de Yun Che brilló mientras la voz fría y clara de una chica resonó en la mente de Yun Che. “Maestro Asgard, Feng Hengkong de la Secta Divino Fénix ha venido de visita.”

“…” Yun Che se sentó en el piso, luego le dijo a Feng Xue’er. “Xue’er, tu real padre está aquí. Parece que no pudo soportar no verte durante dos meses y vino a visitarme.”

“¿Ah? Entonces volvamos a la Nube Congelada Asgard. También extraño al Padre Real y a los demás. Me pregunto cómo les ha ido en la reconstrucción de la nueva Ciudad Fénix.”

Yun Che sonrió. “Regresa primero. Acabo de pensar en algo y necesito algo de tiempo para meditarlo detenidamente.”

Feng Xue’er pensó que Yun Che repentinamente había comprendido algo, así que inmediatamente asintió. “Mn, lo tengo. Buena suerte, Gran Hermano Yun.”

Feng Xue’er se fue, pero no eliminó la barrera fénix.

La nieve caía desde el cielo, pero la barrera la mantenía fuera. Mientras Yun Che se sentaba en el suelo, su mirada parpadeó incesantemente, como si pensara que estaba luchando con algo. Un buen rato después, él todavía terminó tomando una enorme espada negra de la Perla del Veneno Celestial.

¡La Espada del Diablo de la Noche Eterna!

El alma en la Espada del Diablo de la Noche Eterna se había extinguido hace mucho tiempo. Aparte de una débil emisión de depresión en el cuerpo de la espada, ya no tenía fuerza y ​​parecía haberse convertido en una espada completamente muerta. Sin embargo, Yun Che la había estado constantemente golpeando con la Espada Heaven Smiting Devil Slayer durante todo este período, pero todavía no habían aparecido marcas.

Una espada muerta sin un alma de espada o un espíritu, con su poder completamente agotado todavía no podía ser destruida por la Espada Heaven Smiting Devil Slayer… Esto seguía siendo, después de todo, una auténtica espada diablo primordial. Solo la calidad de su material era algo incomprensible para aquellos en el Continente Profundo Cielo.

Yun Che colocó su mano derecha sobre el cuerpo de la espada. Cuando su conciencia entró en ella, la fórmula profunda de un arte profundo se proyectó completamente en su mente.

¡El Tomo del Diablo Ilusorio de la Noche Eterna!

En este período de tiempo, él siempre había estado luchando consigo mismo sobre si debería cultivar el aterrador Tomo del Diablo Ilusorio de la Noche Eterna que Fen Juechen y el diabólico Xuanyuan Wentian habían utilizado.

No había necesidad de dudar de su poder.

¡Sin embargo, era un arte profundo del diablo que usaba la energía profunda de la oscuridad!

El estado más fuerte de Yun Che en este momento era precisamente cuando lanzaba la energía profunda del orbe de origen del diablo. El orbe de origen del diablo se había fundido en sus venas profundas, pero aún era su propia entidad independiente. Yun Che era capaz de transformar la energía profunda en sus venas profundas del Dios Maligno en los elementos de agua, fuego, relámpagos y oscuridad a voluntad. Sin embargo, el poder dentro del orbe de origen del diablo solo podía ser energía profunda de oscuridad… al menos, Yun Che todavía no era capaz de cambiar su atributo.

Además, el orbe de origen del diablo crecía continuamente por sí mismo. Incluso si no lo cultivaba, el orbe de origen del diablo aún se fortalecería en silencio, convirtiéndose en un poder aún mayor… Al igual que la línea de sangre del dios dragón que poseía, se volvía más denso cada día, sin que él hiciera nada.

Su estado más poderoso era cuando utilizaba la energía profunda de la oscuridad, por lo que si añadía este arte profundo de oscuridad encima de eso…

De hecho, durante este período de tiempo, Yun Che ya había examinado muchas veces el Tomo del Diablo Ilusorio de la Noche Eterna dentro de la Espada del Diablo de la Noche Eterna. Tanto que ya estaba profundamente impreso en su mente. Incluso si quisiera olvidarlo, no podría. Sin embargo, todavía no había empezado a cultivarlo porque todavía era el poder del camino del diablo, lo cual iba en contra del camino correcto y Jazmín también había expresado claramente su disgusto por la energía profunda de oscuridad.

Aunque el poder era poder y no existía el bien o el mal, en las personalidades tanto de Fen Juechen como de Xuanyuan Wentian había aparecido una distorsión distintiva que al cultivar el Tomo del Diablo de la Noche Eterna

Temía que su propia personalidad se deformara incontrolablemente si lo cultivara… Sin embargo, la razón principal fue su rechazo a los ‘diablos’ en lo profundo de su corazón.

Por otra parte, todavía se alertó a sí mismo muchas veces de nunca utilizar la energía profunda de la oscuridad frente a los forasteros. Incluso cuando estaba en contra de Xuanyuan Wentian en ese entonces, todavía había liberado el poder del orbe de origen del diablo después de haberlo atraído deliberadamente hacia las profundidades del océano. Dado que ese era el caso, ¿por qué debería cultivar un arte profundo de oscuridad tan aterrador?

“Maestro, ¿qué estás haciendo?”

Justo cuando Yun Che reflexionaba repetidamente sobre este tema, repentinamente el sonido de la voz de una jovencita sonó al lado de su oreja. Yun Che se dio la vuelta y vio que Hong’er había corrido hacia él, dios sabía cuándo, felizmente sonriendo a.… la Espada del Diablo de la Noche Eterna en sus manos.

“Hong’er? ¿Por qué saliste?” Preguntó Yun Che subconscientemente, luego de repente notó su línea de visión…

“Porque de repente olí algo realmente bueno.” La tierna cara de Hong’er se iluminó con una sonrisa mientras sus ojos parpadeaban con una luz bermellón.

“No vas a…”

¡¡SWOOOOSH!!

Antes de que la voz de Yun Che hubiera cesado, un rayo de luz roja repentinamente brilló por sus ojos. Su mano se sintió inmediatamente más ligera y la Espada del Diablo de la Noche Eterna había desaparecido sin dejar rastro. Además, Hong’er ya había cruzado de izquierda a derecha. Estaba abrazando la Espada del Diablo de la Noche Eterna, que era mucho más grande que su propio cuerpo y sus ojos brillaban de emoción mientras una gran bola de saliva caía de su boca sobre el cuerpo de la espada.

Hong’er, t-t-t-tu-tú…” Los ojos de Yun Che se habían ensanchado por completo y corrió ansioso, como si le hubieran prendido fuego en la cola. Él gritó en voz alta. “¡No se te permite comer eso!”

“¡UWAAAAAAAH!” Cuando vio a Yun Che, quien claramente parecía querer arrebatarle su ‘comida’, se apresuró, dejó escapar un grito de alarma y rápidamente se alejó.

Yun Che corrió por el aire mientras aumentaba su velocidad al máximo y perseguía a Hong’er. “¡Esa es una espada del diablo! ¡No te lo comas! ¡¡No puedes comértela!!”

“¡Quiero comerla! ¡Claramente se ve muy deliciosa!” Cuando vio a Yun Che corriendo hacia ella, Hong’er abrazó a la Espada del Diablo de la Noche Eterna en sus brazos y gritó. Su velocidad también aumentó abruptamente varias veces y prácticamente se desdibujó con una luz roja que lo dejó muy atrás.

Desde el primer día que se encontró con Hong’er, Yun Che se había sorprendido por su velocidad, y no pudo alcanzarla sin importar que. Pero el Yun Che de hoy y el Yun Che de esa época eran prácticamente distintos. Sus cejas se fruncieron cuando abrió ‘Purgatorio’ y activó el Relámpago del Espejismo Extremo, causando que su velocidad acelerara instantáneamente hasta el punto en que parecía dividir el espacio, dejando tras de sí imágenes de luz a su paso.

Pero la Hong’er en su mira gradualmente se fue alejando cada vez más… y aún más y más lejos …

Su velocidad era incluso más rápida que la velocidad más rápida que él podía alcanzar.

Además, incluso corría con la Espada del Diablo de la Noche Eterno, que pesaba varios cientos de veces su propio peso corporal.

“I! #¥%…” Yun Che quedó completamente mudo por esta vista.

La Hong’er que corría velozmente ya había dejado a Yun Che en el polvo. Levantó la Espada del Diablo de la Noche Eterna y abrió la boca ampliamente. Después de eso, sus pequeños dientes cristalinos mordieron el cuerpo de la espada negra.

“¡Crack!”

Una gran brecha en forma de boca apareció en el cuerpo de la Espada del Diablo de la Noche Eterna.

La Espada del Diablo de la Noche Eterna en realidad había sufrido el mismo destino que todas las espadas que Hong’er había comido anteriormente cuando le daba un mordisco.

Esta era una espada diablo primordial que vino de la Era Antigua. Una espada diablo primordial que había pertenecido a uno de los reyes de la raza diablo y que no se había roto incluso después de soportar el Sello del Dios Maligno que duró un millón de años. ¡Era una espada diablo primordial que ni siquiera su Espada Heaven Smiting Devil Slayer había logrado hacerle una mella!

¡Realmente se rompió como una frágil galleta debajo del poder de los dientes de Hong’er!

“¡Wah! ¡Es tan deliciosa!”

¿Cómo se podría comparar la ‘delicia’ de una espada diablo primordial con otras espadas normales? Cuando Hong’er la mordió, sus ojos inmediatamente centellearon como estrellas parpadeantes. Se metió la Espada del Diablo de la Noche Eterna en las mejillas mientras corría por todo el lugar, engulléndola a una velocidad increíblemente impactante… No importaba si era su velocidad de carrera o su velocidad de comer, ambas eran tan rápidas que habían alcanzado el nivel donde podía sacudir los cielos y la tierra y ahuyentar a todos los seres sobrenaturales.

“…” Yun Che ya se había detenido, con la boca más abierta que la de un hipopótamo.

Crunch, crunch, crunch, crunch, crunch, crunch…

Mientras los fuertes crujidos continuaban sonando en el aire, la Espada del Diablo de la Noche Eterna se desvaneció rápidamente en la boca de Hong’er. En el breve lapso de un poco más de diez respiraciones, solo quedó su empuñadura de tono negro. Hong’er hizo un gran círculo en la nieve mientras rodaba. Después de eso, corrió hacia atrás, su falda se agitaba en el viento. Se paró frente a Yun Che, sus mejillas hinchadas con orgullo. Continuó masticando su ‘comida’ con éxtasis desenfrenado mientras murmuraba con voz amortiguada. “Mm… esto es realmente delicioso… casi he terminado de comerla, así que no habrá nada que puedas hacer, incluso si me molestas por ello… Hmph, así que el Maestro estaba escondiendo algo tan delicioso todo este tiempo.”

“…” Yun Che miró boquiabierto a Hong’er, su boca continuaba abierta de par en par, negándose a cerrarla.

El primer día que la conoció, ella se había comido la Dragon Fault y había estado increíblemente conmocionado en ese momento. Pero después de eso, rápidamente se acostumbró y sin importar qué espada comiera, no le parecía nada extraño.

Pero la Espada del Diablo de la Noche Eterna… ¡era una espada diablo primordial! ¡Era una espada de la Era de los Dioses y los Diablos! ¡Pero en realidad fue devorada por Hong’er en solo dos o tres bocados! ¡Solo quedaba su lastimosa empuñadura de espada!

¡Pah!

Hong’er casualmente arrojó lejos la empuñadura de la espada. Sus ojos bermellones se entrecerraron débilmente mientras acariciaba su pequeño vientre con una expresión de absoluta satisfacción y alegría en su rostro. “Ah, estoy tan llena ahora… ¿eh? Eso es raro. De repente me siento muy incómoda… Uwaaah, Maestro, ya he comido hasta quedar llena, así que ya es hora de que vuelva a dormir obedientemente.”

Hong’er dio un enorme bostezo y una franja de luz negra que ella no notó destelló en las profundidades de sus ojos. Después de eso, ignoró a Yun Che y se transformó de nuevo en una raya de luz roja, volando hacia la Perla del Veneno Celestial. Corrió hacía la cama pequeña que había ‘agarrado’ de Jazmín y rápidamente se durmió.

Yun Che estiró una mano y la presionó contra su frente antes de que finalmente pudiera volver a sus sentidos.

Hong’er esa pequeña traviesa… ¡¿Qué clase de monstruo es ella?!

¡Oh, sí! Hong’er acababa de comerse la Espada del Diablo de la Noche Eterna… ¿La Espada Heaven Smiting Devil Slayer cambiará de alguna manera notable debido a ello?

Con un solo pensamiento, Yun Che invocó directamente la Espada Heaven Smiting Devil Slayer. No le importaba si Hong’er acababa de dormirse profundamente mientras empujaba rápidamente sus manos hacia afuera.

La enorme espada bermellón apareció en el aire mientras Yun Che extendía sus manos para agarrar la empuñadura de la espada. Pero justo cuando estaba a punto de levantarla, sintió como si sus dos brazos repentinamente soportaran el peso de una gigantesca montaña mientras se precipitaban abruptamente hacia abajo.

¡¡¡¡¡BOOOOOOOOMMMM!!!!!

La Espada Heaven Smiting Devil Slayer se estrelló ferozmente en el suelo debajo de los pies de Yun Che. La barrera fénix que lo rodeaba instantáneamente colapsó cuando toda la Región de Nieve del Hielo Extremo tembló violentamente.

Yun Che agarró firmemente la empuñadura de su espada. Todas las venas de sus brazos se hincharon contra su piel e incluso su rostro se había vuelto completamente verde.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s