RTW – Capítulo 211 – Industria Ligera

(4/4)

Roland estaba sentado en su escritorio y estaba leyendo con gran interés a través del reciente informe del Primer Ejército de parte de su Caballero Principal.

Comparado con su aspecto meticuloso de hace varios meses, el rostro del iceberg de Carter a menudo llevaba otras emociones, lo que le daba un aspecto mucho menos calmado y, en cambio, le daba un aura de expectativa y entusiasmo.

Lo más probable es que tenga algo que ver con la Estrella Occidental, pensó Roland.

Sobre el evento del paseo reciente de Carter y May, Roland también había oído hablar de él. Después de todo, como uno de los principales miembros del Primer Ejército, también representaba al Ejército, por lo que cada movimiento se notaría naturalmente. Por no mencionar a May, la mujer que caminaba a su lado, pertenecía al tipo que llamaría la atención de todos los hombres hacia ella misma.

Cuando aparecieron uno al lado del otro en las calles del Pueblo Fronterizo por primera vez, sus guardias inmediatamente le transmitieron la noticia a sus oídos.

Con respecto a este tipo de asunto, a Roland realmente no le importaba. Carter era aproximadamente dos o tres años mayor que él. Por lo tanto, era razonable decir que era extraño que todavía no estuviera casado. Y si realmente podía encontrar su otra mitad en el Territorio Occidental, no era tan malo, siempre y cuando no interfiriera con su trabajo.

Según el informe del Caballero, el Primer Ejército había sido equipado con alrededor de 200 rifles, añadiendo casi una docena cada día; de hecho, si las materias primas fueran suficientes, la capacidad de producción de Anna podría aumentar varias veces. Pero al mismo tiempo, ella también estaba a cargo de la refinación de los lingotes de hierro y la fabricación de la máquina de vapor, que la frenaba.

Sin embargo, esta velocidad todavía era aceptable. Después de todo, el Primer Ejército solo tenía 600 personas fuertes, por lo que otro mes y medio sería suficiente para reemplazar por completo todas sus armas. Además, antes de la próxima expansión de la población, el tamaño de la milicia no podría expandirse aún más.

Otro punto del informe era la formación del Segundo Ejército.

Con el fin de hacer que el entrenamiento sea conveniente y mantener su secreto, Roland hizo reclutar a la gente de la Fortaleza Longsong, todos ellos incorporados al Segundo Ejército. Actualmente, todos estaban recibiendo entrenamiento disciplinario, que seguía el mismo patrón que el entrenamiento militar. Entonces sería el momento de la educación ideológica por las noches, en el intento de dejar que estas personas se considerasen a sí mismos como protectores del Territorio Occidental, implantándoles la creencia de que la seguridad de sus seres queridos debía ser protegida por ellos.

“En la actualidad, el entrenamiento del Segundo Ejército está progresando bien; la estimación actual es que deberían estar listos para comenzar con la práctica de tiro en una semana. En ese momento, suficientes armas deberían haber sido reemplazadas, lo que hace posible tener un fusil de chispa para cada uno.” Concluyó Carter.

Esta era la ventaja de las armas de fuego, para entrenar a un soldado de armas blancas, se necesitaba al menos un año; para enseñar a un caballero, cinco o seis años tenían que dedicarse a la capacitación; mientras que los soldados equipados con armas de fuego ya podrían ser enviados a misiones militares después de solo un mes de entrenamiento. Además, cuanto más tiempo duraba una batalla, mayor era la ventaja de las armas de fuego: después de todo, apretar un gatillo era mucho más seguro que luchar con una espada.

“Durante la práctica de tiro, los supervisores deben prestar atención a la cantidad de armas, cuántas han sido entregadas y cuántas de ellas regresan. Lo mismo se aplica a la pólvora, cuando se distribuya para el entrenamiento, los veteranos del Primer Ejercito serán los responsables de su supervisión.”

“Sí.” Asintió.

“Muy bien.” Roland se despidió con un gesto de mano. “Eso fue todo; debes estar ocupado ahora también.”

“Uh, Su Alteza…” Carter vaciló. “La última vez que dijo que el perfume mezclado con el jabón estaba hecho de caña de azúcar, ¿era cierto?”

“Sí.” Dijo el Príncipe, sentándose en su silla. “¿Qué pasa?

“Esa caña de azúcar, ¿es cara?”

“No… son solo algunos cultivos comunes.”

“Escuché a la gente decir que una botella de perfume del tamaño de un pulgar podría venderse por cinco monedas de oro real en la Ciudad Rey.” Dijo Carter rascándose la cabeza. “Si este es el caso, ¿no debería generar un enorme ingreso al pueblo el perfume de caña de azúcar?”

“¿Cinco monedas de oro real?” Roland se sobresaltó; él nunca había considerado este punto. Recordando la vida anterior en el palacio, al Cuarto Príncipe nunca le había importado el precio de las mercancías, era aún más el caso del perfume, algo con lo que tenía menos contacto: solo las mujeres preferirían una baratija que solo ofreciera una agradable fragancia.

Su motivación inicial para hacer perfume fue su deseo por el fino jabón perfumado. De lo contrario, al tener solo agua corriente y no jabón para el baño, parecía que faltaba algo. Ah, la sensación de tener todo su cuerpo cubierto de burbujas.

Si una pequeña botella de perfume podía venderse para varias monedas de oro real, de hecho, era una muy buena idea de negocios. A diferencia de los espejos recubiertos, la materia prima de la caña de azúcar y las flores era mucho más barata que el cristal.

Pensando en ello, Roland se rió. “Esta idea no está nada mal, la consideraré.”

Su Alteza Real, la… caña de azúcar, ¿puedo sacar uno del castillo conmigo?” Preguntó el Caballero con una mirada llena de expectativa.

“No te hará daño.” Al oírlo hablar de esta manera, Roland pudo adivinar de inmediato qué quería hacer con ella. Después de todo, esta era la Frontera Occidental, a diferencia del Puerto de Aguas Claras, los cultivos del fiordo eran relativamente raros aquí. Así que era una buena elección como regalo cuando le dijera a una dama de Occidente: ‘Están creciendo en una pared en el patio trasero, solo escoge uno para ti’.

“¡Gracias, Su Alteza!” Carter hizo un saludo.

Después, Roland llamó a Barov; todavía llamarlo Ministro Adjunto ya no era del todo apropiado. Como la figura número uno del Ayuntamiento, ya era considerado como el Primer Ministro del Pueblo Fronterizo.

Después de que Barov tomara su lugar, Roland describió de manera aproximada el plan comercial de perfumes. “¿Crees que podría ser algo con lo que podamos ganar grandes sumas de oro?”

Él no respondió de inmediato, pero luego preguntó con los ojos muy abiertos: “Su Alteza, ¿está seguro de que el perfume se produce a partir de los cultivos dulces?”

“¿No usas también el jabón perfumado? La razón de su fragancia es que tiene mezclado el perfume en el interior.” Roland extendió sus manos.” Es cierto que estas materias primas son de poco valor. Pero nunca supe que el perfume en la Ciudad Rey era tan caro hasta que Carter lo mencionó.”

“¡Mucho más que eso, Su Alteza!” Dijo Barov entusiasmado. “El perfume es el producto secreto del Taller de Alquimia de la Ciudad Rey, cada año hay aproximadamente mil botellas, solo una pequeña parte se vende en la Ciudad Rey. El resto se vende a las otras ciudades de Graycastle, allí pueden subir el precio entre un veinte y un treinta por ciento, pero en caso de que lo vendan a los Fiordos u otros Reinos, el precio casi se duplica. Para evitar que los comerciantes obtengan ganancias de la diferencia en los precios, la asociación no solo controla firmemente los precios de los perfumes en otros lugares; incluso asignan todos los comerciantes por sí mismos. Entonces, en caso de que usted pueda producir perfume, incluso si solo lo vendiera a la Ciudad Redwater o la Cordillera del Dragón Caído, definitivamente obtendría una recompensa generosa.”

“Entonces, así fue.”

Sus veinte años como Ministro Adjunto de Finanzas no fueron en vano, pensó Roland, con respecto a los precios de los productos básicos y la situación actual del mercado, Barov es realmente magnífico. Con esta información, Roland formó un plan preliminar en su mente.

Había muchas maneras de hacer perfume, el método más simple era hacer la mezcla de pétalos o hierbas con sabores únicos y dejarlos remojar en alcohol, dejando que el alcohol disolviera las plantas y dejando un aceite aromático restante. Por último, los remanentes restantes serían filtrados y diluidos con agua.

El alcohol a partir del jugo de la caña de azúcar; mientras que para el aceite aromático podrían usar rosas, o más comúnmente el romero y la vainilla. Sin embargo, dado que era necesario lograr la producción en masa, la mejor opción sería dejar que Leaves usara su magia para transformar una planta en secreción directa de este aceite fragante.

Además del perfume, la industria también podría producir azúcar blanco y licor. Además, se necesitarían muchos artículos de consumo, y sus ganancias serían menores a las obtenidas con el perfume, pero si se vendieran a la gente del pueblo a bajo precio, enriquecerían su dieta, lo que podría considerarse como un paso importante para el bienestar del pueblo.

La razón principal de Roland para el lento desarrollo de la industria ligera se debía a la escasez de mano de obra y la dificultad para obtener grandes ganancias con una producción en pequeña escala de las necesidades diarias. Debido a esto, una población limitada que invirtiera en la producción de la industria pesada, sería el enfoque más rentable.

Dado que la fabricación de perfume fue increíblemente rentable, tal vez podría aprovechar esta oportunidad para compensar las deficiencias en el medio ambiente.

2 thoughts on “RTW – Capítulo 211 – Industria Ligera

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s