Invincible – Capítulo 158 – Viaje al Imperio Duanren

(6/7)

Al escuchar en persona que Huang Xiaolong estaba a medio paso de irrumpir en el Reino Xiantian, tanto Zhao Shu como Yu Ming se sorprendieron en sus corazones. Pero, de nuevo, Huang Xiaolong no mencionó que su fuerza interna ya había alcanzado un nivel comparable a la fuerza de un experto en el Reino Xiantian. ¡Quizás si Zhao Shu y Yu Ming supieran que Haotian, un Guerrero Xiantian del Segundo Orden, ya no era un oponente para Huang Xiaolong y excedía a Fei Hou en fuerza, quedarían boquiabiertos como pollos de madera!

Con todo lo dicho y hecho, se decidió que Zhao Shu y Yu Ming se quedarían en la Mansión Tianxuan.

Diez días después, ambos acompañarían a Huang Xiaolong al Imperio Duanren.

Durante estos diez días, Huang Xiaolong le encargó a Fei Hou muchas cosas en preparación para este viaje al Imperio Duanren; no estaba seguro de cuándo podría regresar al Reino Luo Tong. Por lo tanto, había muchas cosas para preparar.

La dirección y administración del Comercio de Nueve Trípodes, el futuro de sus padres y de sus hermanos menores… todas estas cosas requerían una preparación avanzada por parte de Huang Xiaolong.

Huang Xiaolong planeaba establecerse en la Ciudad Imperial del Imperio Duanren en el futuro, y para eso, la sede del Comercio de Nueve Trípodes también debía ser reubicada.

Después de que Huang Xiaolong se estableciera en el Imperio Duanren, su plan era llevar a la Familia Huang.

Diez días pasaron rápidamente.

Dedicó la mayor parte de su tiempo a revisar los planes con Fei Hou sobre los preparativos, así como a practicar las Tácticas de Asura.

Por el momento, había aproximadamente diez mil núcleos de bestias de la Etapa Diez dentro del Anillo Asura, suficientes para nutrir el cultivo de Huang Xiaolong durante los próximos diez años.

Diez mil núcleos de bestias de la Etapa Diez podía sonar como una gran cantidad, pero para el poder financiero actual del Comercio de Nueve Trípodes, esto no era nada.

El actual Huang Xiaolong no necesitaba cazar núcleos de bestias para su cultivo.

Con su alocado régimen de práctica, el qi de batalla de Huang Xiaolong había mejorado en un nivel minúsculo durante estos diez días.

El día de hoy estaba hermoso y soleado, con una brisa ocasional soplando.

Fuera de las puertas de la Ciudad Real del Reino Luo Tong había un grupo de personas.

Además de los miembros de la Familia Huang, el Rey del Reino Luo Tong, Lu Zhe, y su hijo, el Príncipe Lu Kai, así como Sun Zhang y Xiong Chu de la Academia de la Estrella Cósmica estaban presentes para despedir a Huang Xiaolong.

En este viaje rumbo a la Ciudad Imperial del Imperio Duanren, Huang Xiaolong no llevaría a mucha gente con él. Aparte de Zhao Shu y Yu Ming, solo estaba Fei Hou.

Los cuatro se pararon uno cerca del otro en una fila.

Haotian era el único Mariscal del Reino Luo Tong, con un alto estatus y responsabilidad. Por lo tanto, el Mariscal Haotian no pudo viajar al Imperio Duanren con Huang Xiaolong. Además, la seguridad del Reino Luo Tong y de la Mansión Tianxuan lo necesitaba aquí.

El Rey Lu Zhe, Xiong Chu y el resto no reconocieron a Zhao Shu y a Yu Ming de pie junto a Huang Xiaolong. Pero Sun Zhang ya había visto a Yu Ming antes, así que cuando vio a Yu Ming esta vez, Sun Zhang se sorprendió y se apresuró a saludar a Yu Ming respetuosamente: “¡Mayor Yu Ming!”

Al oír que Sun Zhang gritaba ‘Mayor’ hacia el modesto hombre de mediana edad que estaba detrás de Huang Xiaolong, el Rey Lu Zhe, Xiong Chu y los demás quedaron asombrados.

Sun Zhang explicó brevemente la identidad de Yu Ming al Rey Lu Zhe, a Xiong Chu y al resto. Cuando supieron que Yu Ming era el Maestro del Mariscal Haotian y Fei Hou, todos tenían la misma expresión de sorpresa y se apresuraron a saludar a Yu Ming. ¡Todos sabían que el Maestro del Mariscal Haotian era alguien infinitamente cercano a la terrorífica existencia del Reino Santo!

Sin embargo, cuando todos se dieron cuenta de que Yu Ming se refería a Huang Xiaolong como ‘Joven Señor’, gotas de sudor brotaron de sus frentes, incluida la de Sun Zhang.

Había otra cosa que esta gente notó ㅡ La actitud respetuosa de Yu Ming hacia el otro modesto hombre de mediana edad, Zhao Shu.

El Mariscal Haotian y Fei Hou se sentían incómodos frente a este hombre, como niños traviesos que son encontrados culpables e inquietos.

Pero, este Zhao Shu también llamó a Huang Xiaolong, Joven Señor.

Poco después, Huang Xiaolong, Zhao Shu, Yu Ming y Fei Hou se alejaron en sus monturas de bestias. Incluso después de mucho tiempo, el Rey Lu Zhe, Sun Zhang, Xiong Chu y el resto seguían de pie en el mismo lugar mirando la silueta de Huang Xiaolong en aturdimiento.

El Rey Lu Zhe pudo haber actuado de esta manera, pero el impacto que sintió Lu Kai fue mayor. Lu Kai quedó aturdido, su mente permaneció tan vacía como una hoja de papel en blanco.

Al ver que ni el Rey Lu Zhe ni nadie más se movía después de lo que parecía medio día, Huang Peng habló cautelosamente: “Su Alteza, ¿deberíamos regresar?”

Solo entonces el Rey Lu Zhe, Sun Zhang y los demás despertaron de su aturdimiento.

El Rey Lu Zhe se sobresaltó por el repentino sonido, y rápidamente lo cubrió. “Bien, correcto, Hermano Huang Peng, regresemos.”

¿Hermano Huang Peng?

Huang Peng también se sobresaltó… pero fue por la referencia. ¿El Rey del Reino Luo Tong realmente lo llamó hermano? ¿Escuchó correctamente? Si esta fuera la Mansión del Clan Huang del pasado, Huang Peng ni siquiera se atrevería a soñar con esto, ni siquiera si solo lo dejara salir como un pedo.

Su Alteza, no me atrevo. ¡Su Alteza, después de usted!” Huang Peng se apresuró a responder.

Huang Peng sabía que el Rey Lu Zhe lo llamaba hermano debido a su hijo, Huang Xiaolong, pero Huang Peng no se atrevió a asumir que era hermano del Rey del Reino Luo Tong.

Aunque Huang Peng cortésmente le dio el paso al Rey Lu Zhe, el Rey insistió en caminar paralelamente con Huang Peng, sosteniendo calurosamente el brazo de Huang Peng mientras se dirigían a la ciudad.

Al ver al Rey Lu Zhe sosteniendo el brazo de Huang Peng, ni Sun Zhang ni Xiong Chu lo sintieron ridículo o gracioso. En cambio, estaban envidiosos. ¡Y el objetivo de su envidia no era Huang Peng, sino el propio Rey Lu Zhe!

Al regresar a la Ciudad Real, el Rey Lu Zhe no se apresuró a regresar al palacio, sino que decidió visitar la Mansión Tianxuan. En la Mansión Tianxuan, el Rey Lu Zhe conversó con entusiasmo con Huang Peng durante varias horas antes de regresar al palacio.

Viendo personalmente al Rey Lu Zhe fuera de la Mansión Tianxuan, Huang Peng sintió que estaba soñando mientras miraba la desaparición del gobernante del reino.

Esta persona, que lo trató con tanta calidez y entusiasmo mientras lo tomaba del brazo, causó escalofríos en la piel de Huang Peng. ¿Era realmente el mismo Rey Lu Zhe del Reino Luo Tong?

Aunque era cierto, a Huang Peng todavía le costaba creerlo.

Después de regresar al palacio, el Rey Lu Zhe convocó al Mariscal Haotian.

El Mariscal Haotian entró en el palacio, y después de discutir algunos asuntos relacionados con las fronteras del reino y el ejército, el Rey Lu Zhe se detuvo con vacilación. “Mariscal, ¿este rey puede preguntarle algo sobre un asunto?”

“Su Alteza, por favor pregunte.” Dijo el Mariscal Haotian. No sabía lo que el Rey Lu Zhe quería preguntar, pero podía más o menos adivinar de qué se trataba.

Tal como esperaba el Mariscal Haotian, el Rey Lu Zhe preguntó: “Esto… ¿cuál es la identidad de ese Zhao Shu?” El Rey Lu Zhe estaba incluso un poco nervioso esperando la respuesta del Mariscal Haotian.

“Éste no se atreve a revelar la identidad del Mayor Zhao Shu. Pero, puedo decir que la fuerza del Mayor Zhao Shu es mucho más fuerte que la de mi Maestro.”

¡¿Mas fuerte?!

Lu Zhe estaba estupefacto.

El Maestro de Haotian, Yu Ming, era una existencia infinitamente cercana al Reino Santo. Alguien mucho más fuerte que Yu Ming… ¿eso no significaba que Zhao Shu era …? El rostro del Rey Lu Zhe palideció levemente. Al pensar en la posibilidad, se estremeció y estalló en sudor frío, casi cayéndose de su trono de dragón. El Rey Lu Zhe sintió que su corazón latía frenéticamente.

¡¿Zhao Shu era en realidad un…?! Él detuvo su propia corriente de pensamiento.

¿Qué pasa con Huang Xiaolong entonces? ¿Cuál es la verdadera identidad de Huang Xiaolong? ¡Incluso alguien como Zhao Shu lo llamó Joven Señor!

El sudor frío humedeció la espalda de Lu Zhe. Al mismo tiempo, estaba inmensamente feliz de que tratara a Huang Peng ‘calurosamente’, convirtiéndose en ‘hermanos’ con él. Si de alguna manera ofendiera a Huang Peng, causando la ira de Huang Xiaolong, un simple pedo de ese Zhao Shu sería suficiente para aniquilar a todo el Reino Luo Tong.

“Llevar a cabo esta orden: otorgar el rango de Gran Duque a Huang Peng, será un título hereditario.” Lu Zhe recuperó los sentidos, y rápidamente ordenó al eunuco junto a él: “¡También, haz que Su Yan sea una Primera Dama!”

El eunuco se sorprendió. “Su Alteza, esto no parece correcto, ¿verdad?”

En todo el Reino Luo Tong, solo habían tres Grandes Duques, y todos ellos fueron conferidos durante la fundación del reino.

Ahora, conferir a Huang Peng el título de Gran Duque sin rima o razón causaría que toda la jerarquía de ministros civiles y militares levantara una fuerte oposición.

Pero, justo cuando el eunuco habló, la palma de Lu Zhe golpeó la cara del eunuco, enviándolo a volar.

“¿Eres tú el Rey, o yo soy el Rey?” Lu Zhe escupió las palabras con frialdad.

One thought on “Invincible – Capítulo 158 – Viaje al Imperio Duanren

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s