Invincible – Capítulo 111 – ¡Por Supuesto Que No Lo Dejaremos Terminar Así!

(1/2)

Después de la Transformación del León Emperador, de la garganta de Yang An vino un rugido que resonó como el de un león; Dio un paso hacia adelante, el suelo tembló, y el sólido material utilizado en la construcción de la calle se dividió, y finas fisuras se alinearon en la calle.

¡El impacto de un pie alcanzó tal grado!

Yang An puso un pie delante del otro, y paso a paso, caminó hacia Huang Xiaolong.

Cada paso que daba formaba grietas en la calle.

Un fuerte impulso presionaba hacia abajo, provocando que la grava suelta en la calle realmente rebotara y cayera de acuerdo al ritmo de Yang An.

Como un poderoso León Emperador proveniente de un antiguo bosque, el cual descendía de su trono y se acercaba lentamente a su presa.

Huang Xiaolong observó cómo Yang An se acercaba con una expresión tranquila en su rostro. Justo ante los ojos de la multitud, Huang Xiaolong lanzó su qi de batalla y una deslumbrante luz negra se elevó en forma de espiral; Un aura aterradora de matanza se dispersó desde su cuerpo, y al mismo tiempo, los ojos de Huang Xiaolong se volvieron escarlata, y un par de alas negras y demoníacas surgieron de su espalda.

Esta abrupta transformación física sorprendió a todo el mundo.

“¡¿Qué técnica de cultivo es esta?! ¡El aura de matanza es tan aterradora! ”

“¡¿Su fuerza en realidad aumentó tanto?! ¡Tan fuerte!”

La multitud estalló en un tumulto de discusiones, y todos sintieron el fuerte aumento en la fuerza de Huang Xiaolong, e incluso había signos de que Yang An, quien se había transformado en el León Emperador, había sido suprimido.

De pie a cierta distancia detrás de Huang Xiaolong, los ojos de Fei Hou temblaban de emoción viendo la transformación de Huang Xiaolong – el Físico de Asura. ¡Ésta era la técnica legendaria de la Puerta de Asura, el supremo Físico de Asura!

Siguiendo a Huang Xiaolong durante siete años, finalmente tuvo la oportunidad de ver a Huang Xiaolong transformado en el Físico de Asura.

Fei Rong notó que su padre temblaba con emociones fervorosas, lo cual engendro un sinnúmero de dudas en su corazón.

Huang Xiaolong completó su transformación en el Físico de Asura, y las Alas del Demonio se extendieron repentinamente. Toda la multitud vio el destello de una sombra negra, y Huang Xiaolong ya había cerrado su distancia con Yang An, mientras que todos estaban aún asombrados.

Yang An tampoco tuvo tiempo para reaccionar cuando Huang Xiaolong ya había perforado un Puño de Destrucción, golpeando a Yang An en el pecho. El rostro de Yang An se distorsionó de dolor porque el poderoso puño penetró instantáneamente en su defensa exterior, afectando directamente sus órganos internos.

Yang An fue rechazado más de una docena de pasos.

Huang Xiaolong saltó y en ese segundo momento, decenas de Palmas Etéreas poncharon hacia afuera, golpeando a Yang An consecutivamente en el pecho.

Yang An se tambaleó hacia atrás continuamente.

Huang Xiaolong no mostró ninguna otra habilidad de batalla, alternando entre Puño de Destrucción y Palma Etérea para tratar con Yang An. Más de una docena de Puños de Destrucción y Palmas Etéreas aterrizaron en el pecho de Yang An, enviando a Yang An a más de cien metros de su ubicación original.

“¡Boom!”

Yang An fue enviado a volar, estrellándose contra uno de los muros de piedra del edificio. El muro de piedra se derrumbó y los escombros cayeron sobre él, enterrando el enorme cuerpo de Yang An debajo.

Las cuatro direcciones fueron envueltas en silencio.

“¡Hermano Mayor!” Yang Zhanfei fue el primero en reaccionar y salió corriendo en su ayuda. Zhu Yi y el resto de los guardias lo siguieron y trabajaron duro para mover los escombros y sacar a Yang An fuera.

La originalmente hermosa apariencia de Yang An y su orgulloso temperamento estaban cubiertos de polvo gris; La Transformación del León Emperador ya había desaparecido, y su cuerpo se desinfló de regreso a su tamaño normal mientras llevaba una mirada vacía.

“¡Waa!” Una sustancia dulce y caliente asaltó la garganta de Yang An, y él escupió sangre fresca, coloreando un trozo de rojo en el suelo delante de él.

Zhu Yi y el resto de los guardias de la Mansión Yang estaban asustados.

Los alrededores silenciosos repentinamente hirvieron.

Yang An había utilizado su segunda habilidad, Transformación del León Emperador, pero realmente había sido impotente para resistir al oponente ㅡ ¡Aun así había perdido! ¡Perdido tan rápida y plenamente!

Hermano Mayor, ¿cómo estás?” Preguntó Yang Zhanfei.

Yang An sólo podía sacudir la cabeza débilmente, ya que ni siquiera tenía la energía para hablar en este momento. Sentía como si todo su pecho hubiera sido desplomado, y al vislumbrar a Huang Xiaolong, fue incapaz de ocultar el temor que sentía en su corazón.

Si él no hubiese cambiado de su Transformación de Alma a la Transformación del León Emperador, que aumentaba sus defensas paralelamente a un experto de la etapa temprana del Décimo Orden, su tórax hubiera sido destruido por los ataques de Huang Xiaolong.

Yang An tragó una píldora curativa con mucha dificultad y ajustó su condición. Después de un rato, su voz ronca sonó: “Nosotros …. ¡Volvemos!”

Apoyado por los guardias de la Mansión Yang, Yang An y su gente abandonaron el lugar.

“¡Joven Señor!” En este punto, Fei Hou llegó detrás de Huang Xiaolong.

“¡Joven Señor!” Fei Rong, Fei Ming y los guardias de la Mansión Fei se acercaron y saludaron respetuosamente. En este momento, sus ojos miraban a Huang Xiaolong totalmente diferentes.

Huang Xiaolong asintió y salió de la transformación del Físico de Asura.

“¡Vamos!” Cuando Yang An y sus grupos se retiraron de su vista, Huang Xiaolong le dijo a Fei Hou y al resto.

“¡Sí, Joven Señor!”

Mientras Huang Xiaolong se volvía para marcharse, la multitud se apartó, con un actitud respetuosa, temerosa y asombrada.

No mucho después de que Huang Xiaolong saliera de la Calle de las Mil Virtudes, el mensaje de que Huang Xiaolong había derrotado a Yang An explotó en la Ciudad Real, barriendo las calles como un tsunami.

“¡Yang An fue derrotado por un joven de quince a dieciséis años!”

“¿Dieciséis? ¡He oído que esa persona tiene sólo trece años!”

“¿Trece? ¡Creo que probablemente sólo tiene cinco o seis años!”

Las discusiones se avivaron, volviéndose más escandalosas y acaloradas, extendiéndose más y más.

Al mismo tiempo, también se dio a conocer la noticia de que Fei Hou había avanzado al Reino Xiantian, elevando instantáneamente la posición de la Mansión Fei en el reino. Y con la influencia de Huang Xiaolong, la Mansión Fei creció misteriosamente a los ojos del público.

Una vez en la Mansión Fei, Fei Hou reunió a Fei Rong y a Fei Ming en su habitación.

Fei Ming, ¿cómo están tus heridas?” Fei Hou miró a su nieto y le preguntó con una sonrisa.

Fei Ming rápidamente respondió: “Abuelo, las lesiones de este nieto se han recuperado en su mayoría.”

Fei Hou asintió con la cabeza, tranquilizado.

“Papá, la noticia sobre ti rompiendo al Reino Xiantian se ha extendido. ¡Justo ahora, hemos recibido los regalos de felicitación enviados por las súper familias!” Fei Rong sonreía de oreja a oreja mientras decía esto.

Estas súper familias no expresaron nada cuando la boda de Fei Ming fue anunciada, pero ahora que las noticias de que Fei Hou había regresado recientemente y que había avanzado al Reino Xiantian se habían difundido, ya siete a ocho de las súper familias habían enviado regalos de felicitación.

Esto hizo que Fei Rong estuviera sobre la luna.

“Que yo fuese capaz de penetrar en el Reino Xiantian tan rápido fue todo crédito del Joven Señor!” En este momento, Fei Hou habló.

“¿Del Joven Señor?” Tanto Fei Rong como Fei Ming estaban atónitos.

Fei Hou asintió con la cabeza en afirmación: “Así es. Todo a causa de una técnica de cultivo que el Joven Señor me entregó y que me permitió penetrar en el Reino Xiantian en el menor tiempo posible. Ambos deben recordar que todo lo que Mansión Fei tiene ha sido traído por el Joven Señor.”

Fei Rong y Fei Ming asintieron con la cabeza en reconocimiento.

“¿Papá, la identidad de este Joven Señor?” Fei Rong no pudo suprimir la duda y la curiosidad que roía su corazón.

La expresión de Fei Hou se volvió bruscamente severa: “La identidad del Joven Señor no es algo que puedas especular. Si el Joven Señor lo permite, se los diré en el futuro, ¿entendido?”

Fei Rong y Fei Ming se estremecieron bajo la advertencia de Fei Hou, e inmediatamente asintieron con reverencia.

En este momento, Huang Xiaolong estaba en un patio solitario practicando el Estado de Relámpago Abundante. Tras la batalla con Yang An, su comprensión del movimiento se había profundizado significativamente.

Después de practicar su habilidad de espada durante algún tiempo, Huang Xiaolong entró en el espacio de la Pagoda del Tesoro Linglong, tragó una Perla del Dragón de Fuego, y continuó su práctica con las Tácticas de Asura. Estos meses de viajar al Reino Yuwai pulieron a Huang Xiaolong, haciéndolo capaz de alcanzar la etapa intermedia del Noveno Orden.

Mientras Huang Xiaolong estaba practicando dentro de la Pagoda del Tesoro de Linglong, en la Mansión Yang, el rostro de Yang Zheng era aterradoramente sombrío cuando vio a su hijo Yang An siendo ayudado por los guardias de la familia.

“¡Papá, no podemos dejar pasar este asunto sin hacer nada!” Gritó Yang Zhanfei.

La voz de Yang Zhen era sombría: “Por supuesto que no lo dejaremos ir así, pero tu abuelo todavía está a puertas cerradas; Vamos a esperar, y en dos días, cuando su abuelo salga, vamos a pagarle una visita a la Mansión Fei. ¡En ese momento, quiero que la boda de Mansión Fei se convierta en un funeral!”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s