ATG – Capítulo 808 – Jazmín Ensangrentada (4)

(7/7)

“Señorita, ¿Quién eres?”

Preguntó Huangji Wuyu. Su expresión parecía ser la misma de antes y su voz era igualmente casual, pero en la parte más profunda de su corazón, estaba terriblemente sorprendido y cauteloso… Era sólo una chica que parecía que apenas había cumplido diez años; No exudaba ningún aura de energía profunda, pero parecía sentir una inexplicable sensación de peligro.

Especialmente su mirada, que no era arrogante, ni aguda ni poseía inocencia alguna que una niña debiera tener. Sólo había una indiferencia helada.

El mismo tipo de indiferencia como si estuviera frente a mero pasto.

Huangji Wuyu tomó la iniciativa de hacer preguntas, pero Jazmín ni siquiera se molestó en prestarle atención. Sus ojos rojos miraron fijamente a Yun Che por un momento mientras sus cejas se levantaban ligeramente, “Ya ha pasado una noche, ¿por qué tus lesiones se recuperan tan lentamente?”

“… ¡Eso no es importante, salva a Xiao Yun primero!”

De hecho, sin importar si se estaba recuperando un poco más lentamente o si tenía lesiones graves y estaba al borde de la muerte, con Jazmín aquí, nada de eso habría importado. Cuando Jazmín estaba en su forma de alma, sólo necesitaba una pequeña parte de su fuerza para manipular el espacio alrededor del Arca Profunda Primordial y cambiar su dirección.

Aunque Jazmín acababa de reconstruir su cuerpo ahora y no había vuelto a su condición máxima, ella era todavía muy superior a su forma de alma. Con la actual ella, cualquier peligro podría tratarse esencialmente como inexistente.

Jazmín no habló más, sino que empezó a caminar hacia Xuanyuan Guxing que estaba sujetando a Xiao Yun.

“¡Gran Hermano Yun!” Aprovechando el shock de Feng Zukui, Feng Xue’er se escapó frenéticamente y llegó al lado de Yun Che, su mano agarró firmemente su brazo. La atención de todo el mundo estaba en Jazmín, como si hubiera una fuerza de atracción ineludible que los llevara allí y ella no fue la excepción, “Ella… Esa pequeña niña… Quién es ella…”

Yun Che sonrió relajadamente. “Ella es mi maestra.”

“¿Ahhh?” Los labios de Feng Xue’er se abrieron en estado de shock.

La voz baja que los dos hablaban no podía ser oída por otros, pero Feng Zukui, que estaba a un lado, así como los Cuatro Maestros Sagrados, oyeron todo claramente y sus expresiones y miradas cambiaron al instante.

¿¡Qué!? Esta señorita… ¡¿La Maestra de Yun Che?!

En siete años de tiempo, la persona que convirtió a Yun Che de un lisiado a alguien que poseía los logros que tiene hoy, capaz de luchar contra un Monarca con la fuerza de un Trono… ¿Era esta joven pelirroja vestida de rojo?

Xuanyuan Guxing observó a esta jovencita, que había aparecido de manera anormal, caminando hacia él. Ella no poseía aura o poder, pero sintió una frialdad escalofriante. Sin embargo, poco después de sentir esta frialdad, se dio cuenta repentinamente… ‘Soy el digno Gran Anciano de la Región de la Espada, una figura que mira hacia abajo a todo el continente. La persona ante mí es sólo una niña que ni siquiera ha madurado. ¿Por qué tengo tan fuerte recelo contra ella?’

Si esto fuera a propagarse, ¿no morirían todos riéndose de mí?

Xuanyuan Guxing se calmó y de repente sintió que la cautela que tenía ahora era simplemente risible. Miró al Xiao Yun sin vida, cruzó los brazos sobre su pecho y sonrió tímidamente al acercarse a Jazmín. “Pequeña niña, aunque no sé de dónde apareciste, este lugar es mucho más peligroso de lo que puedas imaginar. No es un lugar en el que deberías estar. Será mejor que te vayas de inmediato. Si una linda señorita como tú fuese…”

Antes de que pudiera completar su frase, de repente vio a otra persona aparecer en las manos de la chica vestida de rojo. El cuerpo de esa persona estaba hundido, sus ojos sin vida, y él se pegó suavemente a la palma de la muchacha vestida de rojo…

¡Era en realidad Xiao Yun!

Y a la derecha de Xuanyuan Guxing, Xiao Yun, que originalmente había dado medio paso… ¡Había desaparecido!

“Ugh…” Los ojos de Xuanyuan Guxing se abrieron varias veces y parecía como si algo se hubiera quedado atrapado en su garganta. Su discurso original se había convertido en un gemido ronco. “Tú… Tú…”

Aunque la muchacha de vestido rojo había caminado varios pasos adelante, ella estaba todavía por lo menos a treinta metros de distancia. Sin embargo, Xiao Yun había desaparecido de repente de su lado y apareció en las manos de la chica vestida de rojo… ¡Él no vio lo que había sucedido en absoluto!

No sólo él, todos los presentes incluyendo los Cuatro Maestros Sagrados no podían decir cómo Xiao Yun se había teletransportado al instante del lado de Xuanyuan Guxing a las manos de la chica vestida de rojo. Ni siquiera habían visto a la niña tomar una acción ni detectaron ningún aura inusual.

Era como si el espacio se hubiera transportado al instante.

“Qué… ¿Qué pasó?” Todos los de la Poderosa Región de la Espada Celestial estaban llenos de miedo. Era como si hubieran visto a un fantasma.

Jazmín giró su mano y casualmente lanzó a Xiao Yun hacia Yun Che.

Yun Che estiro rápidamente las manos y cogió a Xiao Yun. Bajo los efectos del parásito, Xiao Yun permaneció en una condición indolente desde el principio. En cuanto a este tipo de parásito espantoso que era capaz de robar el alma, incluso una potencia absoluta no sabría cómo curarla. Incluso si lo hicieran, no se atreverían a hacerlo porque si no tuvieran cuidado, era probable que causaría daño mental e incluso la destrucción.

Sin embargo, para Yun Che que era bien versado en varios venenos y parásitos, la erradicación de éste definitivamente no era un problema difícil. Esto era extremadamente fácil ya que poseía el poder de purificación de las llamas del Fénix. Rápidamente extendió las manos y presionó su palma contra la cabeza de Xiao Yun, las llamas del Fénix entraron cuidadosamente en su cerebro y atacaron al parásito allí. En un instante, el parásito fue exterminado y el veneno purificado.

Con el parásito erradicado, Xiao Yun finalmente recuperó el control de sí mismo. El foco parecía regresar a sus ojos entreabiertos. Mientras miraba a Yun Che, las lágrimas caían por sus ojos mientras pronunciaba con una voz dolorosa y débil. “Hermano Mayor, lo siento…”

“No hay necesidad de disculparse, no hiciste nada malo. Todo es culpa mía por ser descuidado.” Yun Che dijo mientras sacudía la cabeza fuertemente. Sabía perfectamente que la conciencia de Xiao Yun sólo fue controlada y no él no la perdió. Por lo tanto, recordaba todo lo sucedido. “Xiao Yun, descansa primero. Podremos reunirnos con al Abuelo y la Séptima Hermana pronto.”

“Hermano… Mayor…” Los labios de Xiao Yun se movieron, lágrimas culpables, de remordimiento y agradecidas rodaron hacia abajo antes de que finalmente cerrara los ojos y se desmayara.

“Qué… ¿Qué magia realizaste?” Xuanyuan Guxing señaló a Jazmín con una cara de shock.

“No hay necesidad de entrar en pánico.” Xuanyuan Guyun permaneció sereno y rió fríamente. “No lo olvides, Yun Che es una persona excepcionalmente astuta. Hace unos meses creó al Anciano Duotian y no sólo engañó al Salón Divino Sol Luna, sino que incluso engañó a todos los demás. Si no fuera por la inteligencia de nuestro Maestro de la Espada, incluso nosotros también habríamos sido engañados. Justo ahora, debe haber sido una táctica de intimidación también… El Maestro de la Espada ha mencionado antes, que Yun Che definitivamente posee algún tipo de artefacto espacial profundo único. ¡La aparición de la joven en el aire justo ahora y Xiao Yun siendo repentinamente arrebatado, debe haber sido debido a ese artefacto profundo espacial! Parece que todavía quieren usar eso para asustarnos. Es demasiado risible”.

“Oh, ya veo.” Xuanyuan Guxing asintió lentamente. Entonces, el shock en su rostro se volvió vicioso poco a poco. “La persona a la que yo, Xuanyuan Guxing, fui encargado fue en realidad llevada usando tácticas tan astutas. ¡Esto es simplemente absurdo!”

La explicación de Xuanyuan Guyun era algo que él creía completamente. Porque aparte de confiar en algún poderoso artefacto espacial profundo, no había otra manera de explicar lo que había sucedido ahora mismo.

“¿Por qué siguen hablando?, ¡Atrápenlos!”

Xuanyuan Guxing y Xuanyuan Guyun volaron juntos al mismo tiempo, uno dirigiéndose hacia Jazmín y el otro hacia Yun Che que estaba detrás de ella.

Con dos poderosos Monarcas de nivel nueve atacando al mismo tiempo, la tensión en el aire era aterradora y una tormenta sofocante arrasó la Arena del Dios del Mar.

“Ahh… ¡Cuidado!” Gritó inconscientemente Feng Xue’er. Estaba preparada para tomar represalias en un segundo aviso, pero luego vio a Xuanyuan Guyun cargar hacia Jazmín.

“¡Xue’er, retírate rápidamente! ¡Retírate!” El rostro de Feng Hengkong se llenó de shock mientras gritaba sin preocuparse por los modales.

Dos monarcas del nivel nueve atacaron juntos por rabia, causando que la atmósfera cambiara drásticamente. Sin embargo, la joven vestida de rojo que estaba en medio de todo esto parecía no sentir ningún peligro acercándose. Su rostro blanco lechoso permaneció indiferente. Cuando Xuanyuan Guxing y Xuanyuan Guyun estaban a unos diez pasos de distancia de ella, levantó un poco el dedo y atravesó el aire.

Ripppp–

El sonido de la sangre salpicando fue tan fuerte que era casi estridente. Los cuerpos de Xuanyuan Guxing y Xuanyuan Guyun se dividieron en cuatro partes en el aire. Con su creciente energía profunda, toda la sangre de sus cuerpos estalló como una fuente desde sus cuerpos despedazados y llovió desde el cielo como una aterradora escena de lluvia sangrienta.

Jazmín miró a su alrededor ligeramente y agitó su pequeña mano de nuevo, enviando los cadáveres caídos y la lluvia de sangre en la dirección de donde estaban las personas de la Poderosa Región de Espada Celestial. No odiaba la sangre, sólo que no quería sangre de estos humildes seres manchando su Vestido de Hada Rojo Ahumado favorito.

Bang bang…

Un ruido sordo cayó y los cuerpos despedazados de Xuanyuan Guxing y Xuanyuan Guyun cayeron delante de los ancianos de la Poderosa Región de la Espada Celestial. Al mismo tiempo que cayeron, apareció también una gran mancha de sangre.

Un silencio mortal envolvió de inmediato la Arena del Dios del Mar.

Conmoción y miedo indescriptibles aparecieron en los rostros de todos. Todo el mundo la miraba y sus pupilas se encogían hasta lo más diminuto…

Xuanyuan Guxing, Xuanyuan Guyun… El gran anciano de la Poderosa Región de la Espada Celestial y el segundo anciano, dos legendarios Monarcas de nivel nueve del Continente Profundo Cielo… habían muerto… ¡¿instantáneamente!?

Los cuerpos despedazados, la sangre salpicada. Vieron todo esto claramente, pero todavía no podían creer lo que acababan de ver.

Huangji Wuyu, Qu Fengyi, Ye Meixie, Xuanyuan Wentian. Estos cuatro grandes Maestros Sagrados que reinaban sobre el Continente Profundo Cielo poseían la misma conmoción e incredulidad en sus rostros. No vieron cómo murieron los dos ni detectaron fluctuaciones de energía profunda… Lo único que vieron fue el suave movimiento del dedo de la chica vestida de rojo.

“Tú…” Xuanyuan Wentian señaló a Jazmín. Cualquiera podía ver que su dedo extendido temblaba ligeramente. La fuerza de Xuanyuan Guxing y Xuanyuan Guyun eran cosas que conocía perfectamente. Con la fuerza de Xuanyuan Wentian, derrotarlos no sería un problema, pero incluso si fuera él, todavía era incapaz de comprender qué tipo de fuerza podía realmente cortar los cuerpos de dos monarcas de nivel nueve en un instante.

“A-A-Anciano Guxing…”

“¡¡¡Anciano Guyun!!!”

Las personas de la Poderosa Región de la Espada Celestial parecieron salir de su inmenso shock. Mirando los cadáveres rebanados bajo sus pies, todavía no podían creer que éstos fueran los ancianos de su Región de la Espada, cuya fuerza estaba sólo debajo del Maestro de la Espada…

“Mata… ¡Mátala! ¡Mátala inmediatamente!”

¡La persona a la que señaló no era Yun Che ni Feng Xue’er, sino Jazmín!

¡Xuanyuan Wentian comprendió por completo que el sentido del peligro que detectó de la chica vestida de rojo no era su imaginación! La imagen de la muerte de Xuanyuan Guxing y Xuanyuan Guyun causó que este invencible Maestro de la Espada de la Región de la Espada sintiera claramente un helado sentimiento de miedo.

¡Ripppp!

El aire se desgarró violentamente y tres figuras negras se dispararon como un rayo, directamente hacia Jazmín. En sus manos había tres espadas negras idénticas que destellaban con un resplandor misterioso.

“¡Los… Tres Asistentes de la Espada!” Exclamó Xia Yuanba en voz alta.

Asistente de la Espada Sin Corazón, Sin Piedad y Sin Emoción; Los dioses de la espada implacable del Continente Profundo Cielo. Tres monarcas del nivel diez que estaban en el pináculo del Continente Profundo Cielo. Habían pasado muchos años desde que atacaron juntos por última vez porque en este mundo, aparte de los cuatro Maestros Sagrados, no había nadie más capaz de hacerlos atacar juntos.

¡Era bien sabido entre los Cuatro Grandes Terrenos Sagrados que su fuerza combinada podía competir con cualquiera de los Maestros Sagrados!

¡Pero ahora, los tres habían atacado juntos para matar a una joven!

Fue a causa de las muertes de Xuanyuan Guxing y Xuanyuan Guyun y aún más porque Xuanyuan Wentian nunca había usado ese tono para emitir una orden de muerte.

Cuando los tres dioses de la espada atacaron al mismo tiempo, incluso aquellos que se encontraban a varios cientos de metros de distancia se sentían como si sus cuerpos estuvieran a punto de ser cortados por las numerosas y persistentes auras de espada. Esto les hizo no ser capaces de imaginar lo espantoso que podría ser la espada cuando uno recibiera directamente un ataque de los Tres Asistentes de la Espada.

Jazmín no miró hacia arriba, ni sus ojos se movieron en absoluto. Su mano gélida como un jade pareció agarrar el aire.

Al instante, la imperiosa intención de espada y el aura de espada desaparecieron en el aire. Al mismo tiempo, las tres espadas negras que los asistentes de la espada empuñaban también desaparecieron. Reaparecieron en las manos de Jazmín, y luego fueron tiradas con frialdad.

Ripppp–

Ripppp—

Ripppp–

Seis flechas de sangre revoloteaban en el aire. El Asistente de la Espada Sin Corazón, Sin Piedad y Sin Emoción… Fueron rebanados por sus propias espadas negras, y divididos en seis piezas. Era como si fueran seis bolsas de sangre que estallaban y salpicaban por todas partes.

3 respuestas a “ATG – Capítulo 808 – Jazmín Ensangrentada (4)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s