ATG – Capítulo 786 – Asesina Demonios Golpeando el Cielo

El fuego continuó ardiendo, pero se había vuelto mucho más pequeño que antes. La tormenta de viento salvaje y el constante temblor del Nido del Demonio de la Matanza Lunar también se habían detenido. Yun Che yacía fláccido en el suelo, los músculos de su cuerpo se encontraban empapados de sangre convulsionando y temblando. De vez en cuando, se oían gritos roncos de su boca… demostrando no sólo que todavía estaba vivo, sino que todavía conservaba cierto semblante de conciencia.

“Yun Che, ni siquiera trates de ponerte de pie. ¡Enfócate inmediatamente en activar el Gran Camino de Buda en su lugar!” Jazmín rápidamente le ordenó.

La voz de Jazmín hizo que el estremecimiento en el cuerpo de Yun Che disminuyera. Ya no trataba de luchar. En cambio, cerró los ojos y dedicó toda su fuerza restante a activar el Gran Camino de Buda. Podía ver a través de sus ojos borrosos que su cuerpo estaba completamente cubierto de sangre, pero no sentía el mínimo dolor… era como si todo su cuerpo ya no le perteneciera.

Al final del Nido del Demonio de la Matanza Lunar, a más de diez pasos a la derecha de Yun Che, varios pequeños racimos de llamas seguían ardiendo. Asombrosamente, lo que ardía en llamas era el cuerpo diabólico del Soberano Demonio de la Matanza Lunar.

El brazo izquierdo del Soberano Demonio de la Matanza Lunar y sus dos piernas habían sido amputadas de su cuerpo, esparcidas por el suelo en pedazos dispersos. Lo que quedaba era sólo su brazo derecho que apenas podía considerarse intacto. Además, todo su cuerpo había sido completamente destrozado. Era como si fuera barro que había sido pisoteado por todo un batallón de soldados. E incluso este ‘barro’ estaba siendo quemado y consumido lentamente por las llamas del Cuervo Dorado.

“… Este rey… realmente…”

Los dedos de su brazo derecho temblaban y una voz que sonaba tan áspera como el papel de lija provenía de la cabeza inmovilizada del Soberano Demonio de la Matanza Lunar.

Esa voz hizo que el cuerpo de Yun Che se contrajera. Después de eso, comenzó a luchar furiosamente para levantarse. Fue entonces cuando la voz baja de Jazmín sonó. “No te preocupes por él, él ya ha sido reducido a escombros por ti. La razón por la que todavía puede hablar es porque está usando la última parte de su energía del diablo. Pronto estará más que muerto.”

“…” Los párpados de Yun Che se abrieron cuando su expresión se relajó. Sus labios se curvaron ligeramente en una leve sonrisa antes de hablar con gran dificultad, “Jazmín… gracias, si no fuera por ti…”

“¡Hmph! ¡Si no fuera por mí, habrías muerto una muerte aún más fea que él!” Jazmín dijo con enfado. Pero esta vez, ella no reprendió a Yun Che por forzar la puerta de ‘Estruendo del Cielo’. Porque era realmente la única opción que le quedaba, la única esperanza que estaba a su alcance… y al final, el destino volvió a estar al lado de Yun Che.

Sus heridas eran muy pesadas y si fuera otro practicante habría muerto cien veces más. Sin embargo, estas lesiones fueron insuficientes para condenarlo a muerte y podrían ser recuperadas en un período de tiempo bastante corto.

“Soberano Demonio de la Matanza Lunar, ¿tienes alguna palabra para dejar atrás?” Preguntó Jazmín con una voz fría.

“Cough…” El Soberano Demonio de la Matanza Lunar hablo monótonamente en una voz llena de dolor y desesperación, “Incluso el sello del Dios Maligno… que duró un millón de años… no pudo matar a este rey… Sin embargo, este rey… realmente… murió… a manos de… un patético… humano…”

“¡Hmph! ¡A pesar de que el sello de un millón de años del Dios Maligno no fue suficiente para matarte, al final, todavía morirás a causa de su poder! ¡Parece que no importa lo duro que luchaste, aunque tus luchas duraron un millón de años, en última instancia, aún no has podido escapar a tu destino de morir por la mano del Dios Maligno!”

La voz fría de Jazmín era sombría. La muerte inminente del Soberano Demonio de la Matanza Lunar le hizo respirar un gran suspiro de alivio, pero su corazón todavía tenía una oscuridad que no sería fácil de disipar… Si no hubieran entrado en este lugar por el bien de encontrar la Flor Udumbara del Inframundo, y si la peculiar característica de Yun Che de cortejar el desastre no hubiera vuelto a actuar y lo convenciera de que se quedara atrás, no sabrían que este lugar escondía un diablo de la antigüedad.

Ella era incapaz de imaginar el horrible resultado que habría ocurrido si el Soberano Demonio de la Matanza Lunar hubiera seguido ocultándose en este lugar hasta el día en que recuperara completamente la fuerza que tenía durante su pico.

La apuesta de todo o nada de Yun Che para matar al Soberano Demonio de la Matanza Lunar fue por el bien de preservar su propia vida y obtener la Flor Udumbara del Inframundo. ¡Pero al final, él todavía había matado a un diablo! Tal vez nadie en este universo nunca sabría sobre él, pero él había erradicado una calamidad gigante que habría engullido a innumerables mundos en el futuro.

“Dios… Maligno…” El Soberano Demonio de la Matanza Lunar murmuró antes de que comenzara a reír con voz ronca, “Ha… hahaha… ha… ¿Realmente piensas que el… Dios Maligno… era en verdad… un dios…?”

“¿Qué? Si el Dios Maligno no fuera un dios, ¿podría haber sido un humano o un diablo en lugar de eso?” Jazmín dijo con una risa fría y burlona: “Aunque estas en las puertas de la muerte, sigues siendo un diablo quien vivió durante más de un millón de años. ¿Pero lo único que quieres decir antes de morir es este montón de basura hilarante?”

“Heh… hehehe…” El Soberano Demonio de la Matanza Lunar continuó riéndose, pero su risa sonaba bastante extraña. En ese momento, su brazo restante temblaba en el aire mientras se levantaba lentamente del suelo. Las otras garras del diablo comenzaron a estirarse de par en par cuando comenzaron a emitir una tenue y débil luz negra.

“…!” El corazón de Jazmín repentinamente se apretó con ansiedad… ¿Podría ser que aún le quedaba algo de fuerza?

Pero inmediatamente se relajó una vez más. A pesar de que las heridas de Yun Che eran extremadamente pesadas en este momento y no tenía la capacidad de resistir, todavía tenía la protección de la línea de sangre del Dios Dragón y el Gran Camino de Buda. Incluso si el Soberano Demonio de la Matanza Lunar pudiera liberar un último haz de energía diabólica, todavía no sería suficiente para matar a Yun Che.

A lo sumo, simplemente infligiría otra herida al destrozado cuerpo de Yun Che.

En el centro de la mano del Soberano Demonio de la Matanza Lunar, que estaba envuelta en una luz negra, apareció un orbe negro azabache que era del tamaño de un ojo de dragón. Sus manos de diablo comenzaron a temblar mientras hablaba con una voz ronca llena de resentimiento: “Patético ser humano… que también ha heredado el poder del Dios Maligno… este rey… sacrificará su orbe del diablo… con el fin de enviarte a la condenación… eterna!”

Todo el poder restante en su cuerpo desgarrado fue recogido en ese brazo tembloroso mientras lanzaba algo hacia delante… El orbe negro del diablo voló a través de la oscuridad antes de entrar en contacto con Yun Che y enterrarse directamente dentro de su cuerpo.
Esta repentina y extraña ocurrencia envió una sacudida de alarma a través del corazón de Jazmín y ella habló en voz baja: “¿Qué fue eso? ¡¿Qué le tiró?!”

“Ha… hahahaha… HAHAHAHAHA…” El Soberano Demonio de la Matanza Lunar comenzó a reírse salvajemente y su risa ronca fue atada con dolor, pena… y una alegría deformada y retorcida.

“¡¡UWAAAAAAAHHHHH!!”

En ese momento, un gemido lleno de dolor vino repentinamente de la boca de Yun Che, mientras su cuerpo cubierto de sangre estaba repentinamente cubierto de una débil y nebulosa luz negra… ¡Además, el aura que esta luz estaba irradiando era sorprendentemente de energía oscura diabólica!

“!” Jazmín no se preocupó por los riesgos cuando su alma rápidamente dejó la Perla del Veneno Celestial y entró en el cuerpo de Yun Che una vez más. Sus sentidos permanecían centrados en el orbe negro que había entrado en el cuerpo de Yun Che. Para su sorpresa, descubrió que en realidad se había enterrado en las venas profundas de Yun Che. Liberaba una capa de luz negra mientras envolvía sus venas profundas con un tenue resplandor negro.

Jazmín estiró una mano, con la intención de usar su poder para erradicarla… Pero en el momento en que su dedo se estiró, su corazón y su alma fueron sacudidos ferozmente y su cara se puso blanca de conmoción.

El aura del diablo que irradiaba de este orbe oscuro no era fuerte; Incluso se podría decir que era increíblemente débil. Ni siquiera sería capaz de matar rápidamente al actual Yun Che que estaba en un estado increíblemente débil. ¡Pero el nivel de esta aura diabólica era aterradoramente alto!

¡Esto fue mucho más allá del alcance de su conocimiento y experiencia!

Repentinamente, Jazmín recordó que el Soberano Demonio de la Matanza Lunar había murmurado las tres palabras ‘Orbe del Diablo’ justo antes de que hubiera lanzado este orbe negro…

¿Podría ser que este era en realidad el orbe del origen del diablo del Soberano Demonio de la Matanza Lunar?

¿Era esto el orbe de origen del diablo que los registros establecían que era el origen de vida, del alma y de la oscuridad de los antiguos diablos?

¡Un artículo al nivel de los diablos!

La diminuta mano de Jazmín tembló débilmente… ¡No, no podía hacerlo! ¡Si esto era verdaderamente un orbe de origen del diablo tal como se registra en los anales de la historia, incluso si su poder era extremadamente débil, todavía no era algo que pudiera destruir! Por otra parte, parecía haberse fusionado realmente con las venas profundas del Dios Maligno de Yun Che… ¡Incluso si ella fuera capaz de quitarlo por la fuerza, era extremadamente probable que ella causaría un daño severo a las venas profundas de Yun Che durante el proceso!
¿¡Que está pasando!? Eran las venas profundas del Dios Maligno de las que estábamos hablando, ¿cómo podría un orbe de origen del diablo unirse con ellas tan fácilmente? ¿Podría ser porque el nivel del orbe del origen del diablo era tan alto mientras que el nivel de la energía profunda de Yun Che era demasiado bajo, haciendo a sus venas profundas incapaces de resistirlo?

La expresión de Jazmín seguía cambiando mientras luchaba con sus pensamientos. Por último, extendió la mano una vez más, mientras una energía profunda de color escarlata se elevaba. Redujo su poder una y otra vez… Repitió este proceso más de diez veces antes de empujarlo finalmente a las venas profundas de Yun Che. Después de eso, envolvió cuidadosamente su energía profunda alrededor de esa esfera negra.

Inmediatamente, la luz negra estaba completamente envuelta y cubierta por esa luz sangrienta y la energía del diablo, originalmente débil, desapareció completamente también… Había sido completamente sellada por los poderes de Jazmín.

Jazmín dejó caer su brazo mientras volvía rápidamente a la Perla del Veneno Celestial… Sellar aquella cosa que era muy probable que fuera una orbe de origen del diablo era la única opción en la que podía pensar en ese momento. Pero para no dañar las venas profundas de Yun Che, no se atrevía a usar demasiado poder. Así que ese sello no duraría mucho tiempo. A partir de hoy, tendría que renovar ese sello de vez en cuando.

” Soberano Demonio de la Matanza Lunar…” Yun Che podía sentir los intensos cambios que su cuerpo y venas profundas estaban sufriendo mientras él gritaba ronco a través de sus dientes apretados, “¿Qué… me hiciste?”

“Este rey… te ha dado… una gran bendición… que nunca podrías haber obtener… aunque lo desearas… ha… haha ​​… kuh…” Un chorro de sangre negra se roció de la boca del Soberano Demonio de la Matanza Lunar, llevando la mayor parte de su vida con ella.

“Tú…” Yun Che gruñó a través de sus dientes apretados, pero aún no podía ponerse de pie.

“No te preocupes, ya lo he sellado.” Jazmín dijo fríamente, A pesar de que le había dicho a Yun Che ‘no te preocupes’, su corazón estaba excepcionalmente pesado. Porque ahora que un orbe de origen del diablo se había fusionado con las Venas Profundas del Dios Maligno, tal vez… podría un día causar un cambio extraño que nadie sería capaz de predecir o anticipar.

Las cosas que estaban al nivel de los diablos eran cosas que ni siquiera Jazmín podía controlar o anticipar.

El cuerpo del Soberano Demonio de la Matanza Lunar ya no se movía y su voz se había vuelto tan débil que era tan suave como el zumbido de un insecto: “Tú… patético… y estúpido… ser humano… ¿Realmente piensas que toda nuestra raza de diablos… ha sido destruida por completo…?”

“Lo que… fue… desterrado… será indudablemente… un… día…”

Los rastros finales de la luz negra dentro de los ojos del Soberano Demonio de la Matanza Lunar desaparecieron por completo.

Este era el rey del Clan del Diablo de la Noche Eterna, un diablo que había escapado de la calamidad que había afligido a los dioses y a los diablo durante la antigüedad, un diablo que había escapado del sello de un millón de años del Dios Maligno. Pero al final, había muerto a manos de un ser humano y yacería por siempre en la eterna oscuridad del Nido del Demonio de la Matanza de la Lunar.

One response to “ATG – Capítulo 786 – Asesina Demonios Golpeando el Cielo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s