WMW – Capítulo 203 – Maldición

(1/2)

*¡Boom!*

Un verde huracán avanzó rápidamente hacia Jenna y formó un escudo verde que la protegió.

La mano derecha de Leylin colisionó con el escudo, produciendo un tremendo ruido.

“¡Tío – Tío Manla!” Ella sonrió.

Junto con el fuerte ruido del viento, un hombre fornido y rubio apareció delante de Leylin.

“¿Manla?” Leylin reconoció a este Mago, que había conocido antes.

“Después de recibir tu transmisión, me precipité. ¡Gracias a Dios que lo hice a tiempo!” Manla se paró frente a Jenna, fulminando amenazadoramente a Leylin.

“¡En realidad te atreviste a hacerle daño a mi sobrina! Mi familia indudablemente no … ”

(Nt. ¿Con qué cara dice esto? Jajajaja)

*¡Rumble!*

Antes de que Manla pudiera terminar su frase, Leylin no perdió tiempo y envió numerosas bolas de fuego negras hacia él.

Desde la perspectiva de Leylin, debido a que ellos ya eran enemigos, era natural que los erradicara a todos. ¿Quién se molestaría en escuchar lo que tenían que decir?

“¡Ten cuidado, tío Manla! ¡Él es muy fuerte y su conversión de esencia elemental ha superado el 50%!”

Mientras Jenna gritaba advertencias, Leylin ya estaba manipulando Bolas de Fuego Latentes para atacar el huracán verde de Manla.

Bajo el ataque de las bolas de fuego, que tenían una fuerza de 51 grados, Manla se vio obligado a retroceder paso a paso.

“¡Tan poderoso!” Una expresión de shock apareció en el rostro de Manla.

Poco después, como un fantasma, Leylin apareció repentinamente frente a él, con una mano envuelta en llamas carmesíes que se agarraba a su rostro.

*¡Pop!*

El sonido de burbujas siendo reventadas sonó y el hechizo defensivo en la superficie del cuerpo de Manla fue fácilmente destruido con la Palma Carmesí de Leylin. Fue llevado a cabo tan fácilmente, como el papel siendo destrozado.

La palma de Leylin no dejó de moverse y agarró el pecho del hombre corpulento.

* ¡Slash! Un pedazo de carne sanguinolenta fue arrancado por el arrastre de la garra, y la piel circundante quedó un poco carbonizada.

“¡Esto no puede ser! La diferencia de poder es demasiada. ¡Si nos quedamos aquí, definitivamente moriremos!”

¡Manla inmediatamente levantó a Jenna, se volvió y corrió!

Racionalmente hablando, Manla era un Magus semi-convertido cuya conversión de esencia elemental era por lo menos del 50%. En la comunidad Maga de la costa sur, se le consideraría lo mejor de lo mejor. Sin embargo, tuvo la desgracia de encontrar a un malhechor como Leylin, que era demasiado poderoso incluso cuando su fuerza espiritual y su conversión de esencia elemental estaban siendo suprimidas. En términos de combate cuerpo a cuerpo, Manla tampoco podía ganarle.

“¡Tiwoose Fererian!”

En el momento en que comenzaron a escapar, Manla lanzó un pergamino mágico de plata.

Nueve tornados verdes se formaron, y como una pared, impidieron a Leylin darles caza.

“¿Estás pensando en correr?”

La oscuridad brilló en los ojos de Leylin, y después de murmurar algunos encantamientos, señaló hacia adelante con la mano derecha.

La niebla negra convergió inmediatamente para convertirse en una pitón negra, que se dirigió hacia los dos.

Esta serpiente era como una ilusión, pasando a través de los tornados verdes. Cuando llegó delante de Manla, sus ojos carmesíes estaban fijos en Jenna, y mordió hacia ella.

“¿Qué demonios es esto?”

Manla produjo otro tornado.

* ¡Hua la! * La serpiente negra se agachó y pasó a través del tornado sin problemas, luego abrió su boca, mordiendo viciosamente el cuello de Jenna.

Dos agujeros negros emergieron instantáneamente en el cuello de Jena. Formando una extraña y retorcida runa.

“¿Jenna?”

Había una luz blanca rodeando la mano de Manla mientras intentaba apartar a la serpiente.

Sin embargo, con un golpe de la cola del pitón, está se movió y mordió el brazo de Manla. La misma runa fue marcada allí también.

Después de estos dos ataques, la serpiente siseó y regresó hacia la neblina negra, la cual entró en los cuerpos de Manla y Jenna.

“¡Esto parece ser una maldición! ¡Va a ser molesto!”

El rostro de Manla se hundió. No podía sentir nada diferente de la formación de maldición, pero los instintos le decían que iba a ser inconveniente.

“¡Jenna, espera!” Manla gritó locamente, los huracanes verdes aún se extendían. Todo su cuerpo parecía convertirse en un vendaval, y desapareció en el bosque.

Viendo a Manla escapar en esa dirección, Leylin no se movió.

Su cuerpo parecía haberse quebrado como la porcelana, con grandes volúmenes de sangre repentinamente brotando de él.

“Parece que no puedo soportarlo más, las lesiones son demasiado severas.” Leylin estaba medio arrodillado en el suelo. Repentinamente se sintió mareado, y su visión empezó a difuminarse.

Si fuera posible, obviamente quería darles persecución y matar a los dos. Sin embargo, con su condición física actual, le era imposible seguir luchando.

“Sin embargo, la maldición que he puesto al final … Hehe … cough, cough.”

Leylin rió maliciosamente, pero comenzó a toser violentamente, escupiendo grandes bocanadas de sangre negra.

“Los Magos Elementales de la Luz serán siempre los archienemigos de los Magos Elementales Oscuros. Sólo una jaula hecha de partículas elementales fue suficiente para reducirme a este estado … ”

Leylin rió amargamente y su figura se convirtió rápidamente en humo negro, desapareciendo en el bosque.

Actualmente, necesitaba urgentemente un lugar para tratar sus lesiones.

Aunque le había dicho a George y a los acólitos que lo esperaran, Leylin ni siquiera podía cuidar de sí mismo, y mucho menos de los demás, de modo que este asunto fue naturalmente arrojado al fondo de su mente.

……

Después de diez o más horas, en una tienda provisional.

En el crepúsculo, una lámpara de aceite iluminó el área de un amarillo opaco. Hay estaba acostado en suelo, pero ahora Leylin se sentó. En su mano derecha había un tubo de ensayo con una poción en su interior, que estaba constantemente inclinado hacia las lesiones de su mano izquierda.

Este tubo de ensayo era bastante grande, y en el líquido translúcido, se podía ver algo que parecía el rostro de un bebé. Estaba encerrado en el líquido, y continuamente soltaba pequeñas burbujas.

* ¡Tssssss! *

Después de que la poción goteó en sus heridas, se emitieron grandes cantidades de gas blanco, junto con los sonidos de la corrosión.

Un dolor intenso golpeó los nervios de Leylin; Parecía haber sido golpeado por un rayo, sus músculos involuntariamente estaban temblando.

Leylin mordió con fuerza, y grandes gotas de sudor frío salieron de su frente.

Después de esa ola intensa de dolor, sus heridas comenzaron a adormecerse.

Este efecto de entumecimiento fue muy fuerte, sintiendo como si decenas de miles de hormigas se estuvieran arrastrado y carcomiendo sus huesos. El pálido rostro de Leylin se enrojeció cuando él aspiró bruscamente.

Al mismo tiempo, en las áreas donde el brazo izquierdo de Leylin resultó herido, varias venas y músculos se retorcieron y comenzaron a regenerarse.

En primer lugar, las fracturas en el hueso fueron completamente curadas, y la carne y las venas siguieron poco después. Después de unos minutos, Leylin probó su brazo izquierdo.

En este punto, las lesiones en su brazo izquierdo habían sido completamente curadas. El brazo de Leylin era delgado y blanco, pero bajo esa hermosa apariencia, habían músculos que tenían mucho poder explosivo.

Era imposible decir que este brazo había estado a punto de desgarrarse minutos antes.

Leylin probó su brazo izquierdo de nuevo con algunas acciones y sonrió satisfecho.

“¡Tengo suerte de que aún me quedara algo de líquido de la Flor Floreciente! Si no, las lesiones en este brazo no se hubieran podido curar tan fácilmente. ”

La Flor Floreciente era un ingrediente importante usado por los Magos en operaciones, para regenerar extremidades.

No importaba qué tipo de lesión fuera, siempre y cuando hubieran suficientes Flores Florecientes, sería muy probable que uno podría recuperarse.

La Flor Floreciente que tenía Leylin era algo que había ganado durante sus días como acólito. Había intercambiado algunas de ellas en la Academia del Bosque Hueso Abisal por información incompleta sobre el Espadachín de Marca.

Excluyendo las lesiones en su brazo, Leylin también había usado varias pociones para tratar sus heridas. Ahora era capaz de moverse libremente y luchar en batallas menos vigorosas.

“Me he recuperado en su mayor parte. ¡Supongo que es hora de que vaya al Cañón Marat!”

Leylin era una persona bastante prudente. ¡El plano secreto de las Llanuras del Río Eterno, era peligroso más allá de la creencia, hasta el punto de que incluso los magos eran considerados forraje! Como un espía de las Mil Hojas Entrometidas, si alguna vez fuera descubierto, sería perseguido hasta los confines del mundo.

En esta situación, si soportaba lesiones, Leylin sabía que había pocas posibilidades de que sobreviviera, mucho menos tener la suerte de obtener beneficios.

Leylin ya había pensado en irse y marcharse a otro sitio si sus heridas no podían ser tratadas.

Después de todo, todavía valoraba su propia vida sobre la obtención de beneficios.

Sin embargo, la situación no era tan grave. A pesar de que había hecho enemigos con una familia de Magos posiblemente de alto rango y con habilidades de adivinación, no pensó mucho en ello.

“Creo que no se deben estar sintiendo muy bien ahora, ¿sí? Mi maldición no se desmontará tan fácilmente.”

Leylin sonrió fríamente.

Aunque no había podido matar a sus oponentes, había maldecido a Jenna y Manla con un hechizo que era único para él.

La formación de esta maldición se originó de una maldición del Libro de la Serpiente Gigante del gran Mago Serholm. Leylin había comenzado los fundamentos de esa maldición y le había hecho los cambios apropiados.

Después de añadir todos los métodos en los que podía pensar, la maldición era tan diferente de la original que incluso el gran Mago Serholm sería incapaz de deshacerla.

Como una contraseña, era complicada y difícil de entender.

Si uno no era el creador original de la contraseña, y en su lugar tratara de usar la fuerza bruta para sobrellevarla, el objeto protegido por la contraseña sería destruido.

Jenna y Manla parecían tener posiciones altas dentro de su familia, y lo más probable es que no se dieran por vencidos con tanta facilidad.

La siguiente tarea de Leylin sería utilizar el poder de la maldición para averiguar quiénes eran sus enemigos.

Como le habían seguido y casi matado sobre la base de alguna predicción inútil, Leylin estaba bastante molesto.

Sin embargo, todavía había una familia que los respaldaba, y él no quería arrojar toda la sensación de cordialidad sin darle sentido a la situación que tenía delante.

Esta fue la razón por la que Leylin había decidido no perseguirlos y en su lugar había puesto una marca en ambos.

One response to “WMW – Capítulo 203 – Maldición

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s