ATG – Capítulo 767 – Palacio del Océano Flotante

(7/13)

Poco después de volar sobre la línea costera y alcanzar el espacio aéreo del Océano Meridional, una peculiar radiación azul apareció por fin en la visión de Yun Che y Feng Xue’er… emitiendo este resplandor azul estaba una isla no tan grande.

“Aquí es, bajemos.”

Yun Che agarró la pequeña mano de Feng Xue’er y, juntos, descendieron a la isla. Mientras Feng Xue’er levantaba su mano y tocaba suavemente su rostro, su belleza absoluta que eclipsó el mundo repentinamente  apareció por debajo de una capa de satín.

Yun Che recuperó la piedra de jade hexagonal que Ji Qianrou le había dado desde dentro de su Perla del Veneno Celestial. Esta piedra de jade era específicamente una pieza de Jade del Dios del Mar. Había sido grabada con la invitación y la fecha de la Conferencia de la Espada del Diablo, así como las direcciones al Palacio del Océano Supremo.

Al llegar a lo alto de la isla, una brisa fresca y refrescante sopló como si los saludara. La totalidad de la pequeña isla estaba vacía, pero cuando Yun Che y Feng Xue’er habían descendido, dos figuras aparecieron frente a ellos como fantasmas.

“¿Han venido los dos para la Conferencia de la Espada del Diablo? Si es así, por favor muestren su Jade del Dios del Mar. ¡Si no, márchense!”

Ambos llevaban ropa azul y tenían expresiones rígidas. Aunque era respetuosos, todavía había un claro rastro indisimulado de arrogancia y orgullo.

¡Esto era porque ellos eran los discípulos del Palacio del Océano Supremo! Aunque todos los visitantes en estos momentos eran los más poderosos practicantes y fuerzas en el Continente Profundo Cielo, los únicos que se podían considerar en pie de igualdad con ellos sobre el continente eran los de los otros Tres Terrenos Sagrados. Por lo tanto, a menos que conocieran a alguien de uno de los otros tres Terrenos Sagrados, no retraerían su arrogancia ni siquiera un poco.

Los Cuatro Grandes Terrenos Sagrados eran las figuras gobernantes dentro del Continente Profundo Cielo. Era una posición que se habían mantenido durante decenas de miles de años sin el más mínimo signo de debilidad.

Yun Che no se molestó en responder y sacó directamente su Jade del Dios del Mar. Justo cuando estaba a punto de lanzarla a uno de los discípulos, una voz familiar que llevaba alegría extrema repentinamente emanó por detrás, mientras pasó fácilmente con el viento.

“¡Cuñado! ¡Cuñado!”

Yun Che y Feng Xue’er simultáneamente se dieron la vuelta. Yuanba volaba rápidamente desde el sureste de una manera impresionante. Además de él, también había un anciano vestido con túnicas blancas que exudaba una actitud única… no era otro que el Maestro Espiritual Azul Antiguo que había conocido hace tantos años en la Nación Divino Fénix.

Xia Yuanba aterrizó en el suelo primero y rápidamente se precipitó en frente de Yun Che, su rostro estaba lleno de emoción cuando dijo: “¡Yo soy demasiado afortunado, para poder ver realmente al cuñado aquí! Hehe, veo que la Hermana Pequeña Xue’er también vino.”

“Yuanba, ¿cómo es que tú y tu maestro han venido solos? ¿Dónde está el resto de la gente del santuario?” Yun Che preguntó casualmente después de darle una palmadita en el hombro a Xia Yuanba. Estando tan cerca de Yuanba, Yun Che podía sentir claramente cuánto más fuerte se había convertido Yuanba desde su última reunión…

Por otra parte, había sido un gran aumento.

¡Las Venas Divinas del Emperador Tiránico…  Jazmín las llamó las ‘Incomparables Venas Divinas Tiránicas’!

“Oh, el grupo principal del santuario partió dos días antes que nosotros. Recientemente, tuve otro pequeño avance, así que el maestro y yo salimos más tarde.” Xia Yuanba rió mientras hablaba. Por su tono, estaba claro que estaba increíblemente feliz de ver a Yun Che

“Así que fue así.” Yun Che asintió lentamente mientras pensaba en silencio: Yo mismo llegué casi cuatro días antes, pero la gente del Santuario del Monarca Absoluto llegó incluso antes debido a la orden del Santo Emperador. Parece que los Cuatro Grandes Terrenos Sagrados también están muy interesados en esta espada, Huh.

Después de todo, hacia todos aquellos respetados y poderosos practicantes que habían estado atrapados en el pico del Reino Profundo Soberano durante cientos o miles de años, las palabras ‘Secretos del Profundo Divino’ contenían una atracción irresistible.

Al ver al Maestro Espiritual Azul Antiguo, los dos discípulos del Palacio del Océano ya no se preocuparon por Yun Che y Feng Xue’er, y en lugar de eso caminaron rápidamente para saludarlo. La arrogancia de sus rostros había desaparecido sin dejar rastro mientras saludaban de una manera extremadamente respetuosa y humilde. Ambos saludaron al mismo tiempo: “Los discípulos menores del Palacio del Océano, Du Changming y Gong Kaichuan saludan al Maestro Espiritual Azul Antiguo”.

El Maestro Espiritual sacudió levemente el batidor de cola de caballo en su mano mientras sonreía levemente y asentía con la cabeza. Después, se dirigió directamente hacia Yun Che, riendo entre dientes al decir: “Pequeño Amigo Yun, cuando nos conocimos en el pasado, este anciano creía que te convertirías en un dragón en el futuro. Hoy, sólo tres años más tarde, ya te ha convertido en un verdadero dragón de escamas doradas que puede mirar hacia abajo en los cielos. Incluso este anciano no puede evitar llenarte de halagos, ja, ja, ja, ja.”

“Menor Yun Che saluda al Mayor Azul Antiguo. Este joven se siente avergonzado de ser halagado tan altamente por el Mayor Azul Antiguo.” Yun Che saludó respetuosamente mientras una débil sonrisa surgió en su rostro.

Mientras el Maestro Espiritual Azul Antiguo le habló a Yun Che, sus ojos se movieron ligeramente, barriendo a través de la figura de Feng Xue’er al lado de Yun Che. Al hacerlo, sus pupilas y su rostro se tensaron momentáneamente. Hasta sus pasos se habían detenido por un momento.

Cuanto mayor sea la energía profunda, mucho más uno vivirá. Por lo tanto, uno simplemente no podía usar la apariencia para juzgar la edad de un poderoso practicante profundo. Sin embargo, aunque las apariencias pudieran mantenerse jóvenes, los practicantes profundos con suficiente experiencia todavía podrían adivinar la edad de una persona a partir de su aura.

Usando este método, Azul Antiguo percibió que la chica al lado de Yun Che tenía sólo veinte años. Por lo menos, era definitivamente más joven que Xia Yuanba.

Sin embargo, su aura profunda estaba en realidad en el…

¿Octavo nivel… del Reino Profundo Soberano?

Esto lo sorprendió mucho, pero inmediatamente pensó en una persona… y en los rumores ridículos e increíbles que habían estado circulando recientemente.

¿Podría ser que esos rumores… fueran realmente verdaderos?

La mirada del Maestro Espiritual Azul ridículos se fijó en la figura de Feng Xue’er cuando de repente le preguntó con dificultad: “Esta pequeña amiga, ¿podría ser la Princesa Snow del Divino Fénix?”

Frente a la pregunta, Feng Xue’er respondió cortésmente. ” La menor Feng Xue’er saluda al Mayor Azul Antiguo Cang.”

“Mn.” El Maestro Espiritual Azul Antiguo asintió lentamente. Sin embargo, las ondas en su corazón tardaron mucho más en reprimirse. Él suspiró pesadamente y luego dijo: “Ah, la generación más joven realmente superará a la mayor. Incluso después de vivir estos mil años, parece que todavía he sido una rana en un pozo todo este tiempo, Hoho. ”

En el momento en que Yun Che reveló su nombre, las expresiones de los dos discípulos del Palacio del Océano Supremo cambiaron drásticamente mientras que un gran temor surgió en medio de su pánico. Los dos se miraron el uno al otro, luego se apresuraron a caminar hacia Yun Che y le saludaron mientras decía con un tono respetuoso, “Así que… tan estimado invitado es en realidad el Maestro de la Nube Congelada Asgard de la Nación del Viento Azul. Aunque tenemos ojos, ahora mismo no podíamos reconocer al Monte Tai y actuamos mal. Esperamos que el Maestro Asgard Yun sea lo suficientemente magnánimo como para tolerar nuestros errores”.

Este enorme cambio de actitud le sorprendió un poco a Yun Che mientras movía la mano y decía: “Sólo soy un menor. Además, este es el Palacio del Océano Supremo, así que ustedes dos no tienen que ser tan cortés conmigo. ”

“No, no.” Uno de los discípulos del Palacio del Océano sacudió rápidamente la cabeza. “El gran Soberano de los Mares declaró personalmente que el Maestro Asgard Yun era un huésped distinguido de nuestro palacio, y que debemos tratarlo con extremo respeto. Justo ahora, yo…”

“Ah, entendido, entendido.” Yun Che volvió a agitar su mano. “Olvídense de todas estas cosas inútiles, sólo guíennos directamente a la formación de teletransportación.”

“Muy bien… invitados, por favor, sígannos.”

En el centro de la pequeña isla había una formación espacial profunda que liberaba un resplandor azul verdoso. De todos los diversos tipos de formaciones profundas, las formaciones espaciales profundas tenían la mayor tasa de consumo. Sin embargo, eran muy preciadas, porque estas formaciones espaciales profundas permitían viajar directamente a través de una distancia de mil quinientos kilómetros. En la totalidad del Continente Profundo Cielo, había muy pocas de estas formaciones espaciales profundas.

“Cuatro estimados invitados, después de entrar en esta formación profunda, serán transportados directamente a una isla llamada Isla Ojo del Océano. Si viajan otros cincuenta kilómetros al sur de la Isla Ojo del Océano, llegarán al Palacio del Océano. El Gran Anciano ya está allí personalmente esperando para darles la bienvenida a todos. ”

Al activar la formación, los dos discípulos del Palacio del Océano respetuosamente lo explicaron todo. En cuanto a sus ojos, se enfocaron menos en la figura del Maestro Espiritual Azul Antiguo, y en cambio constantemente robaron miradas a Yun Che y a Xia Yuanba.

La luz azul dentro de la formación profunda parpadeó, y repentinamente, la escena ante Yun Che se convirtió momentáneamente en un plano de blancura antes de cambiar en una visión diferente de un océano azul.

“Hemos llegado. Este lugar debe ser la Isla Ojo del Océano de la que hablaron esos dos discípulos. El Palacio del Océano debe estar a cincuenta kilómetros al sur de aquí.”

El Maestro Espiritual Azul Antiguo fue el primero en salir de la formación profunda mientras hablaba con una risita. Yun Che y los otros dos subconscientemente miraron al sur, sus bocas se abrieron al mismo tiempo mientras que dejaban salir exclamaciones de shock.

“¡Waah… wow!”

“¿Es ese… el Palacio del Océano Supremo?” Los ojos de Xia Yuanba se habían puesto enormes mientras miraba fijamente. Esta era también la primera vez que venía al Palacio del Océano Supremo.

Sus ojos estaban todos pegados en una isla circular cubierta por una luz azul claro que llenaba todo el espacio aéreo al sur de ellos. ¡A diferencia de otras islas ordinarias que flotaban sobre el océano, esta isla… flotaba en el cielo, muy por encima del océano!

¡Desde su punto de vista, el gigantesco palacio estaba a unos tres o cuatro mil metros sobre el océano!

“Mi padre real dijo una vez que el Palacio del Océano Supremo está flotando eternamente en el cielo… pero pensar que sería tan místico.” Murmuró Feng Xue’er suavemente.

“… Mantener una isla tan grande a flote en el cielo, debe ser muy caro.” Dijo Yun Che mientras miraba hacia el sur.

“Jeje, naturalmente.” El Maestro Espiritual Azul Antiguo asintió y luego dijo con una risita: “De norte a sur, esta isla flotante tiene cuarenta y cinco kilómetros de largo. De este a oeste, tiene treinta y cinco kilómetros de largo. Aunque esta isla flotante es la más pequeña entre los Cuatro Grandes Terrenos Sagrados y es aún más pequeña que la Ciudad Divino Fénix, su magnificencia y aura son incomparables bajo los cielos. Además, el número de cristales profundos que se gastan cada año para mantenerlo a flote es astronómico”.

“Gran Hermano Yun, démonos prisa y vamos. Realmente quiero ver cómo luce el Palacio del Océano Supremo. Incluso solo mirarlo desde lejos ya me ha hecho sentir que es mucho más magnífico de lo que mi padre real dijo al respecto.” Feng Xue’er agarró muy naturalmente el brazo de Yun Che mientras sus mejillas se sonrojaban de la emoción.

“También estoy interesado ahora.” Extendiendo los brazos, Yun Che los envolvió alrededor de la fina cintura de Feng Xue’er mientras los dos simultáneamente volaban hacia el cielo y directamente hacia la mística isla flotante.

“¡Oye, oye, espera por mi cuñado!” Xia Yuanba saltó, de repente atravesó cientos de metros cuando rápidamente alcanzó a Yun Che.

“Hoho.” el Maestro Espiritual Azul Antiguo se rió cálidamente mientras los seguía desde cerca a los tres. Mientras observaba su espalda, la sonrisa en su rostro lentamente desapareció y fue reemplazada por una expresión cada vez más complicada.

¡Esto era porque los tres jóvenes delante de él eran impresionantemente los tres jóvenes más talentosos de la joven generación del Continente Profundo Cielo!

Además, cada uno tenía habilidades que eran realmente capaces de sorprender al mundo, superando a los antiguos y asombrando a las generaciones actuales.

El cuerpo de Xia Yuanba contenía las Venas Divinas del Emperador Tiránico. Estas venas con las que había nacido naturalmente habían contenido un gran poder que él mismo no podía controlar. ¡Sin embargo, ahora que las había despertado, el grado de crecimiento de su fuerza profunda había conmocionado incluso al Santo Emperador del Santuario del Monarca Absoluto… sus Venas Divinas del Emperador Tiránico eran incluso muchas veces más poderosas que cualquiera de las anteriores instancias de las Venas Divinas del Emperador Tiránico registradas en la historia del Continente Profundo Cielo!

Si Xia Yuanba pudiera entrar en el sexto nivel del Reino Profundo Soberano antes de cumplir veintidós años, estaría haciendo historia dentro del Continente Profundo Cielo.

Otros pensarían que convertirse en el discípulo de Azul Antiguo sería la fortuna de toda una vida. Sin embargo, el Maestro Espiritual Azul Antiguo siempre había sentido profundamente que haber obtenido al talentoso Xia Yuanba como su discípulo era la mayor fortuna de su vida.

Sin embargo, hoy, Feng Xue’er había aparecido. ¡Todavía no había alcanzado la edad de veinte años, pero ya había alcanzado el octavo nivel del Reino Profundo Soberano! Xia Yuanba había sido completamente derrotado por ella.

Al menos, era así por ahora.

¡Sin embargo, la figura más chocante entre la joven generación no era ninguno de los dos, sino que en su lugar… era Yun Che!

Xia Yuanba y Feng Xue’er tenían el talento aterrador y la energía profunda para romper la historia. En cuanto a Yun Che… con una fuerza profunda en el Reino Profundo Emperador, aún era capaz de mostrar un poder comparable a un practicante del Reino Profundo Soberano. Esto era algo que ninguno de los practicantes más fuertes eran capaces de entender.

Si el talento o el arte profundo era lo suficientemente alto, era normal que uno aplastara a los del mismo nivel y desafiara esos niveles por encima de ellos.

Sin embargo, a lo largo de toda la historia del Continente Profundo Cielo, olvidarse de que un Reino Profundo Emperador igualando a un Reino Profundo Soberano, incluso un Reino Profundo Tirano que pudiera igualar a un Reino Profundo Soberano era inaudito.

Lo que el Maestro Espiritual Azul Antiguo tomó más en serio fue que, sea Xia Yuanba o Feng Xue’er, estas dos futuras figuras gobernantes del Continente Profundo Cielo tenían relaciones profundas y sentimientos por Yun Che. Cabe decir que el Maestro Espiritual conoció a Xia Yuanba muy claramente. Incluso si Xia Yuanba usara su vida para salvar a Yun Che, el Azul Antiguo no le frunciría el ceño.

En cuanto a Feng Xue’er, esta jovencita que causó que su corazón y su mente estuvieran sorprendidos hasta el punto de la confusión, tenía una relación extremadamente íntima con Yun Che. Dentro de sus ojos, se podía ver un sentimiento de apego que ya se había convertido en una especie de hábito.

La historia en la que los Cuatro Grandes Terrenos Sagrados habían gobernado el continente… ¿estaba a punto de llegar a su fin?

“Haah…” El Maestro Espiritual Azul Antiguo dejó escapar un largo suspiro, luego abrió la boca y dijo: “Pequeño Amigo Yun, me pregunto si tu respetado maestro está interesado en ver esta Conferencia de la Espada del Diablo”.

Hacia los Cuatro Grandes Terrenos Sagrados, el nombre del maestro de Yun Che, ‘Anciano Duotian’, era indudablemente el nombre que más los asombraba.

Sin una pizca de vacilación, Yun Che respondió directamente: “Mi maestro ha sido desde hace mucho tiempo una persona que no se preocupa por el mundo mortal. Ya casi nunca pone el pie en el mundo mortal, ya que no quiere estar obligado por ninguna responsabilidad. Por lo tanto, aunque este joven es su discípulo, no sé dónde está mi maestro en la actualidad ni dónde irá a continuación. Sólo cuando este joven no puede evitar pedirle ayuda a su maestro, él se revelará a sí mismo.”

La respuesta de Yun Che fue bastante inteligente y fue algo que había pensado mucho antes de que él llegara. Esto era porque al llegar al Palacio del Océano Supremo, él sabía que definitivamente habría gente haciendo esta pregunta.

“Ya veo.” El Maestro Espiritual Azul Antiguo asintió.

“Mayor Azul Antiguo, cuando la gente del Palacio del Océano Supremo quiere viajar al continente, ¿no tendrían que pasar por esta formación profunda de teletransporte que acabamos de pasar?” Para evitar que el Azul Antiguo preguntara demasiado y posiblemente encontrara un defecto en su respuesta, Yun Che aprovechó la oportunidad para hacer una pregunta inútil que no le importaba demasiado.

“Ese no es el caso.” El Maestro Espiritual Azul Antiguo respondió: “Muy pocos de los habitantes del Palacio del Océano Supremo abandonan el océano. Sin embargo, cuando se van, es volando. De hecho, es muy posible que esta formación profunda de teletransporte haya sido construida temporalmente para esta Conferencia de la Espada del Diablo. Después de todo, dado que el consumo de una formación espacial profunda es tan grande, me temo que incluso el Palacio del Océano Supremo no es capaz de mantenerla”.

Aparentemente viendo a través de las intenciones de Yun Che, el Maestro Espiritual Azul Antiguo se echó a reír débilmente. Aun así, ya no le preguntó a Yun Che nada más sobre su maestro.

“Anteriormente, los dos discípulos del Palacio del Océano declararon que la persona que recibía a los invitados era su Gran Anciano. La importancia de esta Conferencia de la Espada del Diablo para el Palacio del Océano Supremo debe ser extremadamente grande si están teniendo realmente a su Gran Anciano recibiendo personalmente a los huéspedes. Para ser un Gran Anciano de un Terreno Sagrado, su poder y estatus debe ser sólo segundo al Soberano de los Mares dentro del Palacio del Océano Supremo.” Sijo Yun Che después de reflexionar.

“El Gran Anciano del Palacio del Océano Supremo se llama Mo Chenfeng.” Xia Yuanba continuó: “Sin embargo, dentro del Palacio del Océano Supremo, no es necesariamente el segundo después del Soberano de los Mares, ya que en el Palacio del Océano Supremo, también están los Siete Venerables por encima de él. Son las siete personas más fuertes del Palacio del Océano Supremo aparte del Soberano de los Mares”.

“¿Siete… Venerables?” Yun Che se volvió con asombro.

“Dentro de los Cuatro Grandes Terrenos Sagrados, los Ancianos no son necesariamente el nivel más alto de poder. En el Palacio del Océano Supremo, todavía están los Siete Venerables por encima de los Ancianos. Mientras tanto, están los Cinco Enviados Divinos en el Salón Divino Sol Luna y los Tres Asistentes de Espada en la Poderosa Región de la Espada Celestial. Nuestro Santuario del Monarca Absoluto es igual. Por encima de los Ancianos están los Doce Maestros Espirituales.” Explicó Xia Yuanba con gran detalle.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s