ATG – Capítulo 434 – La Clausura de las Seis Naciones (1)

Los nueve practicantes profundos de la Nación Marea Naval ya se habían levantado. Simplemente se quedaron allí y miraron atónitos a Yun Che, que estaba de pie en el escenario. Sus expresiones eran pálidas y sus cuerpos temblaban, como si sus almas ya se hubieran separado de sus cuerpos …

“Yu’er … Yu’er !!”

En los asientos de la Nación Marea Naval, un grito de dolor podía ser escuchado. Un hombre de mediana edad ya había cargado hacia Han Ruyu, que ya se hallaba desmayado en el suelo. Su cuerpo, e incluso su voz, temblaban severamente. Han Ruyu fue el número uno de la generación joven de la Nación Marea Naval, un genio que difícilmente podría ser encontrado en mil años, e incluso fue la esperanza de su Marea Naval. En este Torneo de Clasificación de las Siete Naciones, incluso soportó el mayor y el más pesado de los deseos del Imperio Marea Naval. Sin embargo, en su primera vez participando en el Torneo de Clasificación de las Siete Naciones, durante su primer encuentro … fue derrotado de una manera tan miserable, con un solo golpe.

Han Ruyu era, después de todo, un Trono de etapa temprana. Si intercambiaba golpes con Yun Che de frente, aunque Yun Che todavía podría derrotarlo fácilmente, al menos habría dado cinco golpes y definitivamente no podría haber obtenido la victoria tan fácil y completamente. Naturalmente, sólo Han Ruyu podría ser culpado por todo lo que había sucedido. Básicamente, no puso a Yun Che en sus ojos y, por lo tanto, ni siquiera tuvo la oportunidad de reaccionar ante la repentina explosión de Yun Che.

El ataque de la espada que Yun Che golpeó en su cara no fue realmente pesado, de lo contrario, toda su cabeza habría estallado. Sin embargo, era suficiente para arruinar fácilmente la mitad de su rostro. Porque ser llamado feo era lo que Yun Che odiaba más, e incluso la palabra “payaso” era un tabú.

El hombre de mediana edad lo sacudió durante mucho tiempo, pero Han Ruyu no pudo despertarse. De repente se dio la vuelta y miró a Yun Che con ojos letales. “¡Junior del Viento Azul! Su corazón es en realidad malvado … ¡El Torneo de Clasificación no es más que un simple intercambio, pero en realidad … actuó tan viciosamente! ”

Este hombre de mediana edad era el padre de Han Ruyu. Su nombre era Han Hongyu, el Maestro de la Secta “Secta de la Ola Fría”, la secta número uno en la Nación Marea Naval. No importaba a qué parte de Nación Marea Naval había pisado, era un poderoso individuo con el que todo el mundo profundo temblaría de temor. Con su fuerza y su rabia, aunque fuera el gobernante de la Nación Marea Naval que se enfrentara a él, seguiría aterrorizado. Sin embargo, ¿cómo podría Yun Che estar asustado por él? Riendo fríamente, dijo. “Sus habilidades no eran competentes, pero todavía me estás culpando por ser demasiado despiadado con mis ataques? En las reglas anunciadas anteriormente por el Anciano Feng, no había ni una sola línea que restringiera la fuerza de los ataques. Incluso si muriera en el Escenario de Fénix, sólo se le puede culpar por ser demasiado débil. ¡Él no puede medir claramente sus propias habilidades, sin embargo, todavía quería cortejar la muerte al entrar en el Torneo de Clasificación de las Siete Naciones, nadie más que él puede ser culpado por esto! ”

Yun Che había herido gravemente a Han Ruyu, que se decía que era la esperanza futura de la Nación Marea Naval, e incluso había arruinado su rostro, pero no sólo no tenía las más ligeras intenciones de estar arrepentido, sino que su refutación estaba llena de arrogancia. Han Hongyu estaba tan furioso, su cuerpo entero empezó a temblar. Si este no fuera el lugar donde se llevó a cabo el Torneo de Clasificación de las Siete Naciones, definitivamente habría cargado y ejecutado sus poderes sobre Yun Che hace mucho tiempo.

“¡Basta!” En este momento, Feng Feiyan finalmente habló. Recogió su expresión de asombro y miró ligeramente a Yun Che. Con una voz considerablemente calmada, anunció. “¡Para el primer encuentro, la victoria va a la Nación Viento Azul!”

Como Feng Feiyan había hablado, no importó cuánto odio y furia tuviese Han Hongyu, naturalmente no se atrevió a decir nada más. Llevó a Han Ruyu arriba, sacó toda la medicina espiritual que tenía en su cuerpo, y rápidamente lo salvó … Sin embargo, en su corazón, él sabía que este Torneo de Clasificación de las Siete Naciones había terminado para la Nación Marea Naval. El hecho de que las nueve personas hubieran sufrido lesiones leves y Han Ruyu fue gravemente herido eran secundarios, el factor clave fue el golpe a sus espíritus … Su confianza, orgullo e incluso su fe, probablemente fueron completamente destruidos por Yun Che. En los próximos encuentros, incluso si Han Ruyu se despertará y se esforzará en subir al escenario, ya no serían capaces de reunir ni siquiera un poco de su ímpetu.

Cualquier persona con ojos exigentes fue capaz de ver que Yun Che había lanzado deliberadamente tales barridos pesados a los diez grandes y profundos practicantes de la Nación Marea Naval. La razón era muy clara también … Estaban empujando el asunto entre sí. Cada una de sus acciones, palabras y expresiones, estaban llenas de desprecio y humillación hacia Yun Che. Y lo que Yun Che les dio a cambio, fue una represalia extremadamente despiadada! En cuanto a la Nación Marea Naval cayendo a tal estado en un abrir y cerrar de ojos, sólo podían culparse sí mismos por ello.

Yun Che bajó del Escenario de Fénix y caminó lentamente hacia el área de preparación. Actualmente, hacia Yun Che, los ojos de los practicantes de las otras naciones habían sufrido un gran cambio. El menosprecio que habían tenido antes, ya se había convertido en un miedo profundo … e incluso temor.

“Heh, él es bastante interesante.” Entre los participantes practicantes profundos de la Secta Divino Fénix, Feng Xiluo barrió sus ojos a través de Yun Che mientras sostenía su barbilla con su mano, y sonreía levemente.

“¡Aiyoyo! Esto es increíble. “Ji Qianrou inclinó su pecho hacia adelante, y su par de ojos amorosos se agitaron. “Este pequeño hermano de seguro que les dio a todos una gran sorpresa … El grado de fuerza que desató antes, básicamente se puede comparar con el cuarto nivel del Reino Profundo Emperador”.

“Un pico del Profundo Tierra comparable a un Profundo Emperador de etapa media… Es una vista que nunca he visto antes en mi vida.” En este momento, Gu Cang que había estado en silencio, habló ligeramente, y dio un elogio incomparablemente alto … Evidentemente, La fuerza de combate de Yun Che que completamente no se ajustaba a su profunda fuerza, incluso había sorprendido a este individuo de clase Monarca del Santuario del Monarca Absoluto.

“Padre real, él es realmente increíble.” Aunque Feng Xue’er se esforzaba por reprimir sus propias emociones, ella no podía dejar de hablar. Su voz era tan ligera como el viento. Nadie era capaz de ver su expresión facial, y sus emociones llevadas en su voz eran difíciles de discernir también. “Sin embargo, ¿no está su fuerza profunda meramente en el Reino Profundo Tierra? ¿Por qué es tan fuerte?”

Esta fue la primera vez que Feng Hengkong había escuchado a su propia hija elogiar a alguien con su propia voluntad. Sus cejas fruncidas, y su expresión era un poco pesada. “Parece que he juzgado completamente mal a esta persona … Su fuerza profunda está, de hecho, sólo en el Reino Profundo Tierra. Bajo mis ojos, es imposible que lo disimule. Sin embargo, la fuerza que desencadenó antes, en realidad se acerca a la fuerza de un Profundo Emperador de Etapa Media… ”

Feng Hengkong no dijo nada más. Cuando los discípulos de su Secta Divino Fénix se enfrentaron a discípulos de otras sectas, básicamente todos ellos fueron capaces de lograr partidas de salto de nivel.

Sin embargo, con respecto a un Profundo Tierra que ejerce las habilidades de un Profundo Emperador, había vivido varios cientos de años, ¡pero nunca había visto, ni había oído hablar de nada parecido! Aunque él sabía del nombre “Yun Che” debido al asunto de que él que albergaba la sangre de Fénix, él nunca había tomado este asunto en su corazón. Debido a que una pequeña figura como esta, era básicamente indigna para que un emperador le preste atención, y cualquiera de los discípulos de clase más baja podría manejarlo. Sin embargo, actualmente, a partir de esa presentación impactante que ocurrió en tan sólo cuatro segundos, no podía dejar de prestarle atención a este practicante del Viento Azul que claramente estaba solo en el Reino Profundo Tierra.

Feng Hengkong se dio la vuelta. Feng Xichen era alguien que había presenciado las habilidades de Yun Che, sin embargo, con el fin de ocultar el feo hecho de que fue abusado miserablemente por un practicante del Viento Azul, inventó una enorme mentira. Y, para cubrir esta mentira suya, incluso envió a Feng Chihuo para asesinar a Yun Che … Desde que recibió la noticia de que Feng Chihuo había muerto cruelmente, su mente estaba en un estado de pánico. Y luego, incluso envió varias oleadas más de hombres, sin embargo, ya no era capaz de encontrar ningún rastro de Yun Che … Cuando Yun Che apareció en el Escenario de Fénix, su corazón había estado latiendo salvajemente.

Y los ojos de Feng Hengkong que ligeramente barrían hacia él, causaron que todo su cuerpo se pusiera rígido de repente. Su expresión instantáneamente se palideció mientras sudor frío le goteaba por la frente … Él simplemente se sentó allí, y no se atrevió a moverse ni una sola pulgada.

El ambiente de todo el Torneo de Clasificación había sufrido un cambio que nadie podría haber esperado. La Nación Viento Azul y Yun Che … Estos dos nombres que inicialmente habían sido tomados como bromas y carne de cañón, en actualidad, se convirtieron completamente en el foco más grande de todo el torneo. Su conmoción, consternación y total incredulidad … Y el ridículo y desprecio hecho por estas personas que se creían fuertes y poderosas antes, en la actualidad parecían tontos y risibles. Sus caras estaban ardiendo de rojo, como si les hubieran dado una bofetada despiadada.

Eliminar a diez personas por sí solo … Un Profundo Tierra derrotando a un Profundo Emperador… Todo el mundo ya podía predecir que la estructura de este Torneo de Clasificación estaba destinada a ser completamente volcada debido a la aparición repentina de este monstruo de la Nación Viento Azul.

El Torneo de Clasificación de las Siete Naciones continuó. En el segundo encuentro, la Nación Demonio Negro fue contra la Nación del Incienso Divino.

La Nación Demonio Negro fue clasificado en el tercer lugar la vez anterior, mientras que la Nación del Incienso Divino fue clasificada en el sexto lugar. Sin embargo, en este encuentro, todavía lucharon excepcionalmente igualados. En una batalla de equipo, las habilidades de primera categoría de un individuo ya no eran el factor decisivo, sino que era un concurso de sus fuerzas de combate y trabajo en equipo … Al final, después de una batalla que duró media hora, la Nación Demonio Negro que tenía un trono de etapa temprana suprimió a la otra parte durante todo el encuentro, y obtuvo la victoria sobre la Nación del Incienso Divino.

Esto debería haber sido un encuentro extravagante, sin embargo, los aplausos de todo el estadio no fueron tan intensos. Porque, aunque fuera diez veces más extravagante, todavía estaría lejos de ser tan emocionante y majestuoso como cuando Yun Che barrió a la Nación Marea Naval en cuatro segundos. Y, un gran grupo de personas todavía estaban atrapados en ese momento en que sus almas se estremecieron. Sus sentidos no podían recuperarse completamente en absoluto.

Tercer partido, Nación Marea Naval contra la Nación versus la Nación del Roció del Girasol.

En sólo términos de fuerza total, no había ninguna duda de que la Nación Marea Naval era más fuerte que la Nación del Roció del Girasol.

Sin embargo, en esta batalla, la Nación Marea Naval fue batida realmente por la Nación del Roció del Girasol básicamente unilateralmente. Han Ruyu seguía inconsciente … Y muy probablemente, incluso si se despertaba, seguiría actuando inconscientemente. Definitivamente no tendría la cara para enfrentar a todo el estadio. El resto había sufrido lesiones ligeras, pero el problema más serio era que sus espíritus estaban todavía en un estado medio colapsados. Eran nueve contra diez, y tampoco tenían la voluntad para pelear. Al final, la Nación del Roció del Girasol ganó.

Y los practicantes profundos de Nación Marea Naval que bajaron del escenario con caras oscuras y rígidas, se ahogaron en la saliva de la audiencia de la Nación Marea Naval.

Cuarto encuentro: Viento Azul contra Rocío de Girasol.

Cuando la Piedra de Evaluación Profunda reveló las tres palabras “Nación Viento Azul”, todo el estadio se calmó instantáneamente.

Si la Nación del Roció del Girasol hubiese sido la primera en coincidir con Viento Azul, entonces la audiencia de Rocío de Girasol sin duda reaccionaría de la misma manera que la de la Marea Naval. Sin embargo, actualmente, toda la audiencia del Rocío de Girasol estaba muerta en silencio. Ya no había ni una sola persona que expresara su excitación y su burla. La alegría que tenían de su victoria anterior contra la Nación Marea Naval, había sido instantáneamente suprimida a la nada.

Las caras de los gobernantes de Rocío de Girasol, las hegemonías, y especialmente los diez participantes practicantes profundos del Rocío de Girasol, habían cambiado drásticamente. Un profundo miedo se reveló en sus ojos.

“¡En realidad … este tipo!” Un practicante profundo de Rocío de Girasol tomó enérgicamente una respiración fría. Una fuerza para acabar con todo el equipo de Marea Naval en cuatro segundos, uno temblaría de miedo pensando en ello. Y lo que es aún más espantoso fue su crueldad, o mejor dicho, su estilo de batalla vicioso. Dejando de lado las fuertes lesiones, ¡de hecho arruinó directamente la cara de alguien!

“¡No te desanimes!” Un practicante profundo de la Nación Rocío de Girasol apretó los dientes y dijo con voz aguda. “¡No te olvides, las razones clave por las que Yun Che fue capaz de acabar con la Nación Marea Naval, fue porque Marea Naval lo había subestimado, y porque Yun Che lanzó un ataque furtivo repentino! ¡Si atacamos con todas nuestras fuerzas y trabajamos juntos … con él solo, no creo que no podamos ganar! ”

Las otras nueve personas apresuradamente asintieron, pero en sus corazones, estaban maldiciendo en secreto. ¿Yun Che fue capaz de acabar con la Nación Marea Naval debido a un ataque furtivo? ¡Ataques furtivos tú abuelo! ¿Por qué no intentas lanzar un ataque furtivo a diez practicantes profundos de la Nación Marea Naval tú mismo?

¡Deje de subestimarlo, incluso si los diez no estaban preparados y en cuclillas cómodamente en el suelo, todavía serían capaces de tomar represalias en algún momento y maltratarlo como un perro!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s